El bocadillo de toda la vida, mucho mejor