Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Edición impresa >

Salchichas cocidas : Para contadas ocasiones

Las salchichas tipo Frankfurt se suelen mirar con desconfianza. Es importante saber que no todas son iguales. a continuación, mostramos algunas claves para conocer este producto.

Para contadas ocasiones

La elevada proporción de grasas saturadas y de sal, sumado a otros aspectos, como la ausencia de ingredientes saludables (por ejemplo, hortalizas o verduras), explican la mala puntuación que obtienen estos productos en el sistema Nutri-Score, que en todos los casos es D, salvo en Campofrío pavo, a la que le corresponde una C debido a su bajo contenido en grasas saturadas.

Debemos tener en cuenta, además, que, salvo en las salchichas de mayor calidad comercial (como Schara o Seleqtia), en muchos casos las proteínas que componen estos productos son de bajo valor nutricional porque están constituidas por una proporción importante de colágeno, en lugar de proteína muscular.

De todos modos, no debemos perdernos en matices relacionados con los valores nutricionales. Y lo mismo podemos decir para el tipo de animal del que procede la carne, de modo que no deberíamos pensar que una salchicha es más saludable por tener carne de ave en lugar de carne de cerdo. Es decir, deberíamos evaluar el producto en su conjunto. En cualquiera de estos casos estamos ante un derivado cárnico, lo que significa que no es recomendable. Por eso deberíamos evitar su consumo en la medida de lo posible, tal y como recomiendan organismos como la Organización Mundial de la Salud o la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Harvard. Dicho de otro modo, esto significa que no debería formar parte habitual de nuestra dieta, sino que en caso de que lo queramos consumir, deberíamos reservarlo para contadas ocasiones.

Sabor a humo

El ahumado es precisamente uno de los aspectos que caracterizan a la mayoría de estos productos. Normalmente se consigue añadiendo como ingrediente un aroma de humo, que tiene formato líquido o en polvo y se obtiene a partir de los compuestos volátiles que se producen a partir de la combustión de la madera. Sin embargo, en las salchichas de mayor calidad comercial, no se utilizan aromas, sino que se aplica directamente un proceso de ahumado, como ocurre en Schara. Como en el proceso de combustión se generan compuestos potencialmente tóxicos, el humo se filtra para retirarlos: así no supondrán un riesgo para la salud (por eso en la etiqueta de Schara se indica “clean smoke” o “humo limpio”. En caso de que se utilice aroma de humo, la denominación de venta del producto debe indicar “sabor ahumado”, cosa que no ocurre en Campofrío doble leche, por lo que no cumple con la normativa.

Las que tienen más carne

LAS MEJORES, SEGÚN EL TIPO Y LA CANTIDAD

  • Schara Frankfurt (carne de cerdo): 87%
  • Seleqtia ave (carne de pavo y pollo): 80%
  • Argal (carne de cerdo y pavo): 72%

No es posible realizar un ranking con las que poseen menos carne porque muchas de ellas no muestran la proporción que contienen.

¿CUÁNTO SE GASTA UNA FAMILIA? 

Si cada miembro de una familia de cuatro personas se tomara una ración de salchichas a la semana (120 g), el gasto total al año variará mucho entre las distintas marcas.

  • Eroski Frankfurt: 57,41 €
  • El Pozo: 72,38 €
  • Campofrío Frankfurt: 107,33 €
  • Oscar Mayer Wiener: 132,29 €
  • Argal: 139,78 €
  • Campofrío doble leche: 139,78 €
  • Seleqtia ave: 199,68 €
  • Campofrío pavo: 224,64 €
  • Schara: 254,59 €

Gasto total al año con un consumo semanal de una ración de salchichas por persona en una familia de cuatro miembros.

Paginación dentro de este contenido

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones