Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Edición impresa >

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

: ‘Apps’ de escaneo de alimentos: el experto del móvil no es tan fiable

HACER LA COMPRA CON EL MÓVIL PARA COMPROBAR LA CALIDAD NUTRICIONAL DE LOS ALIMENTOS ANTES DE METERLOS EN EL CARRO ES UNA MODA CADA VEZ MÁS EXTENDIDA. CON LA AYUDA DE UN EQUIPO DE NUTRICIONISTAS Y TECNÓLOGOS, EVALUAMOS LA EFICACIA DE ESTAS HERRAMIENTAS.

De la obsesión a la enfermedad

La información sobre alimentación se ha erigido en una de las principales herramientas de prevención de la salud. Pero la comida también puede convertirse en una obsesión que derive en un trastorno, una realidad para 400.000 españoles, según un reciente informe de la Fundación Fita. Los medios hablan con frecuencia de la ortorexia, un trastorno caracterizado por la obsesión por comer sano. Adelaida Trías, psicóloga en el Instituto de Trastornos de la Alimentación (ITA), explica: “Esta patología todavía no aparece en el Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales de la Asociación Americana de Psiquiatría (DSM-5), ni la estamos viendo en consulta”. Por otra parte, la científica y divulgadora Deborah García Bello advierte sobre las implicaciones de entender la alimentación sana como identidad personal y social, cayendo en la búsqueda de la aprobación externa por las decisiones alimentarias –como likes en redes sociales, felicitaciones o comentarios de desaprobación de amigos o familiares–. Coincide Trías: “Puede ser nocivo en personas especialmente vulnerables a la aprobación externa o muy preocupados por la imagen”. No obstante, el origen de este tipo de trastornos es siempre multicausal. La psicóloga cita algunos rasgos indicativos o que predisponen al trastorno como inseguridad, baja tolerancia a la frustración, pensamientos circulares, hiperactividad, dificultades relacionales, además de restricciones alimentarias, purgas con vómitos o utilización de laxantes e incluso abuso de alcohol y otras sustancias y, en algunos casos, autolesiones.

Para todos los gustos y dietas

En el universo de las herramientas de escaneado también existen otras centradas en una información específica. Es el caso de la app de Sinazucar.org, una extensión de la web que, tras leer el código de barras de un producto de su base de datos, indica el contenido de azúcar, representado en terrones. Las intolerancias alimentarias son uno de los ejes de Alimenthia, una aplicación que cuenta con el asesoramiento de la nutricionista Jùlia Farré. El algoritmo permite seleccionar hasta 17 ingredientes y alimentos relacionados con alergias y malestares –entre ellos, lácteos, gluten, mariscos o frutos secos– y cinco patrones dietéticos distintos para veganos, ovolactovegetarianos o dietas bajas en sorbitol, fructosa o Fodmaps (los llamados carbohidratos de cadena corta, causantes de problemas digestivos en muchas personas).

Paginación dentro de este contenido

  • Ir a la página anterior: « El CoCo
  • Estás en la página: [Pág. 6 de 6]

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones