Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Edición impresa > Viajes > Derechos y trámites burocráticos

Si deseas que resolvamos tu caso en la revista EROSKI CONSUMER ponte en contacto con nosotros. Sólo serán respondidas y publicadas las consultas que desde la revista EROSKI CONSUMER consideremos más interesantes.

: Si no hay testamento, los herederos pueden comprar la parte de la propiedad que le corresponde al cónyuge que la tiene en usufructo

Mi cónyuge murió hace varios años dejando una propiedad y sin hacer testamento. Sólo tengo un hijo mayor de edad y quiere vender la propiedad. ¿Cuánto me toca a mí como viuda y a mi hijo como heredero?

Cuando fallece uno de los cónyuges sin hacer testamento, dejando viudo/a e hijos, éstos heredan la totalidad de los bienes del fallecido, mientras que a la pareja le corresponde el usufructo de un tercio de los bienes. En este caso, el caudal hereditario lo constituye un bien inmueble propiedad privativa del fallecido y habiendo un hijo único y cónyuge viuda, corresponde al hijo la propiedad del inmueble y a la madre el usufructo de un tercio sobre el citado inmueble.

De acuerdo con el artículo 839 del Código Civil, los herederos pueden comprar al cónyuge la parte estimada como usufructo mediante un capital en efectivo y, en su defecto, por virtud de mandato judicial. Si se quiere valorar el usufructo en dinero, pueden llegar al acuerdo que deseen, si bien puede orientarles el criterio fiscal establecido en el articulo 26 de la Ley del Impuesto de Sucesiones y Donaciones.

En cualquier caso, en las sucesiones sin testamento han de realizar una serie de trámites previos, como son:

  • Declaración de herederos ante notario, aportando un certificado del Registro de Ultimas Voluntades en el que conste que el cónyuge falleció sin testamento. Se puede solicitar por correo a través de un impreso que facilitan los estancos.
  • Redactar un cuaderno particional, ante notario, haciendo inventario de los bienes, valorándolos y realizando las adjudicaciones. En el cuaderno podrán hacer constar el acuerdo al que lleguen.
  • Presentar y en su caso abonar, el impuesto de sucesiones y registrar en el Registro de la Propiedad la nueva titularidad.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones