Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Edición impresa >

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Analizados 102 parques de 18 ciudades del país : Zonas verdes: no mejoran en cantidad y sus usuarios perciben falta de seguridad

El equipamiento y los servicios acumulan las principales deficiencias, mientras que el mantenimiento y limpieza se catalogan como satisfactorios. Las diferencias entre las ciudades son notables

Seguridad adecuada, aunque accesibilidad mejorable

/imgs/20070301/img.temaportada.04.jpg Respecto a la accesibilidad a las distintas zonas y espacios de cada parque para las personas con movilidad reducida, se observó que en más de la mitad de las zonas verdes visitadas con aseos públicos, éstos no estaban adaptados a discapacitados, en un 3% se hallaron barreras arquitectónicas (escaleras) para acceder a las zonas de juego infantil, y se comprobó que sólo en el 57% de los parques se contaban con plazas de aparcamiento reservadas a discapacitados en sus cercanías.

Es en el apartado de seguridad donde las zonas verdes visitadas obtienen mejor valoración: ningún parque suspende, aunque un 17% debe conformarse con un mediocre “aceptable” de nota media. Entre los aspectos mejorables, se ha constatado que un 28% de los parques no tenían iluminación suficiente en algunas zonas y que en uno de cada tres parques se observaron elementos que podían causar accidentes (falta de vallas o barandillas, maderas u objetos en el pavimento, terrenos sin allanar, zonas en obras mal acotadas o señalizadas, etc.).

Además, en tres de cada diez parques se detectó tráfico que afectaba al normal desarrollo de las actividades de ocio. En el 20% de los casos, el tráfico atravesaba además la zona verde. En uno de cada tres parques se observaron vehículos en su interior, aunque sólo cuatro de cada diez eran coches particulares o motos y no vehículos de limpieza, de mantenimiento o de policía. Además, sólo en el 23% de las zonas verdes visitadas se observó la presencia de personal de seguridad (policía, guarda parques o vigilantes), situación que contrasta con la de 2002 (la proporción ascendió al 74%).

Continuando con el apartado de seguridad, ya dentro de las zonas de juego infantil, el 52% de ellas no estaban valladas o claramente delimitadas y sólo en el 29% se exponían carteles que indicaban dónde acudir o llamar en caso de accidente o emergencia. Además, sólo un 35% de las zonas infantiles estaban equipados con suelos de caucho o elementos similares, mientras que en el resto se limitan a la arena, gravilla, cemento o asfalto.

Seguridad y ocio: principales demandas de los usuarios

/imgs/20070301/img.temaportada.05.jpg CONSUMER EROSKI entrevistó a 20 visitantes de cada parque (se realizaron 2.040 entrevistas personales) y preguntó su opinión sobre diversas cuestiones como la limpieza del parque, el equipamiento y los servicios que se les ofrece, así como su percepción sobre la seguridad que les transmite.

Pese a que ninguno de los parques estudiados suspende en seguridad, la sensación de inseguridad es notable, tanto que cuatro de cada diez encuestados considera que el parque no es seguro (situación que no ha variado desde el anterior estudio, elaborado en 2002). Por ciudades, son los alicantinos (77%), sevillanos (cerca de dos de cada tres), cordobeses y malagueños (en ambas ciudades en torno al 57%) quienes perciben una mayor falta de seguridad en sus parques urbanos. En el otro lado de la balanza, San Sebastián (con el 99% de visitantes que no tienen opiniones negativas respecto a la seguridad) puede presumir de que los ciudadanos se sienten realmente seguros en sus parques. También es el caso de A Coruña, donde el 92% de los usuarios de los parques tienen la certeza de que no corren ningún riesgo.

En cuanto a servicios y equipamientos, cerca de un 40% de los encuestados opina que los parques a los que acuden tienen alguna carencia. Las ciudades en las que más criticas reciben sobre este apartado son Granada, Málaga, Sevilla y Valencia, capitales donde más de la mitad de los visitantes consideran que estas áreas registran deficiencias. Las mayores demandas de los usuarios se centran en un mayor despliegue de zonas de juego infantil (el 15% de los encuestados así lo solicitan), aseos públicos, más iluminación o fuentes (demandados por dos de cada diez usuarios en los tres casos) y mayor dotación de zonas verdes y/o arbolado (el 7%).

Por el contrario, sólo uno de cada tres usuarios opina que el parque ofrece unas deficientes condiciones de limpieza y conservación. Alicante es la ciudad con el peor mantenimiento (según sus usuarios, un 62%), seguida por Sevilla, Córdoba y Málaga (la mitad de los encuestados así lo afirma).

Paginación dentro de este contenido

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones