Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Edición impresa > Educación > Escolar

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Analizada la seguridad en 208 colegios : Uno de cada cuatro colegios suspende en seguridad

Detección de incendios y planes de emergencia, puntos débiles. Además, la mitad de los centros auditados suspende alguna "asignatura" del examen de seguridad. A pesar de todo, la situación ha mejorado en los últimos cinco años

Seguridad en caso de emergencia: mucho por mejorar y tabla comparativa

A pesar de que en todos los centros había extintores (si bien en un 2% de los casos eran escasos o no los había en todas las plantas del edificio), el 28% de ellos carecían de tomas de agua para combatir incendios (en 2003, esta proporción fue el doble). Además, uno de cada tres centros no cuentan con sistemas de detección de incendios (en 2003 la proporción era también de casi el doble). A pesar de ello, el 92% de los colegios cuenta con sistemas sonoros de alarma en caso de emergencia, aunque en el 8% (los peores los de Granada, Madrid y A Coruña) restante, o bien no tenían o bien no funcionaban de manera adecuada, tal como admitieron los responsables entrevistados en los centros escolares. Además, es necesario que la audición de las señales de alarma sea perceptible en todas las dependencias de los centros, aunque cuenten con varios edificios.
Una de las mayores carencias es la de las salidas de emergencia: un 28% de los centros carecía de ellas. Y entre las que contaban con estas salidas, un 2% las mantienen con obstáculos que impiden su uso, en el 13% no se abren con facilidad o están cerradas y en el 17% no se abren hacia fuera, tal como obliga la normativa.

Además, no hay carteles indicadores de salidas de emergencia en el 13% de los centros (en 2003 la proporción fue casi tres veces mayor). Por otro lado, casi en la mitad de los centros no había carteles o croquis (planos del tipo “usted está aquí”) sobre cómo actuar en caso de emergencia. En los centros visitados en Almería, Córdoba, Madrid y Zaragoza, casi tres de cada cuatro carecían de esta medida informativa.

En uno de cada ocho centros, el gimnasio sufría desperfectos

Otra cuestión mejorable son las ventanas con rejas de las aulas, que se han de poder abrir desde dentro para salir en caso de emergencia, evacuación o incendio: en el 37% de los centros que cuentan con rejas en las ventanas esto no era posible, aunque la proporción ha disminuido frente a la registrada en 2003: un 73%.

En casi uno de cada tres centros (se ha empeorado, fueron uno de cada cinco en 2003) las puertas de algunas aulas estaban enfrentadas con puertas de otras aulas, lo que dificulta su evacuación en caso de emergencia. Otro apartado de seguridad en el que la mejora ha sido inexistente es el de las cocinas: uno de cada ocho colegios incumple la normativa de protección contra incendios al no tener instalada la cocina en la planta baja del edificio (en 2003 la proporción fue similar). En Valladolid, Valencia y Murcia eran en torno a la mitad de los centros, aunque en 11 de las 18 capitales ningún centro visitado incumplía este precepto básico de seguridad. Además, en uno de cada cuatro centros que cuentan con cocina ésta no posee al menos dos salidas, y una de ellas (como mínimo) al exterior, a lo que también obliga la legislación.

Paginación dentro de este contenido

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones