Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Edición impresa >

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Primera Comunión : Una boda en miniatura

Una celebración para 25 invitados puede costar entre 1.200 euros y 5.300 euros en función del menú, el atuendo y los regalos para los pequeños protagonistas

Menú variado, y con precios al alza

Lejos han quedado ya las celebraciones de las comuniones basadas en una reunión familiar, por lo general en la casa de los padres del pequeño protagonista. Pero eso era antes. En la actualidad, la celebración de una Primera Comunión acarrea una lista de preparativos cada vez menos alejados de los que se vinculan con una boda.

Al igual que en la celebración de un matrimonio, el banquete que se ofrece a los invitados es lo que más encarece la celebración de una Comunión. Si la comida se celebra en un restaurante, el precio medio de un convite para 25 personas ronda los 1.200 euros. Si se incrementan los platos (aperitivos, entrantes, dos platos y tarta de pisos), o se apuesta por el marisco, el coste por comensal puede rozar tarifas propias de los menús de bodas, entre los 90 y los 120 euros. Para el protagonista del día y sus pequeños amigos y familiares, los restaurantes suelen preparar menús infantiles más acordes con sus gustos, y a precios más reducidos (entre 20 y 30 euros).

Diversión infantil tras el banquete

Los verdaderos protagonistas de tan festivo día son los niños y niñas, por lo que suele ser habitual que en un mismo restaurante se celebran varias comuniones y que dentro del precio del menú se incluya una actuación con payasos o magos, y otras distracciones para los pequeños, como castillos hinchables, talleres manuales, cuentacuentos o discotecas móviles. Se trata de tener entretenidos a los pequeños tras el banquete, mientras los adultos disfrutan de la sobremesa. No obstante, hay salones que no incluyen este servicio en el menú, aunque en muchos casos ofrecen la posibilidad de que se contrate este servicio aparte por un precio medio de 250 euros.
No obstante, este extra no es exclusivo de los restaurantes. Si la celebración se desarrolla en casa, también se pueden contratar distintos espectáculos de entretenimiento por precios que oscilan entre 60 y 150 euros la hora. Otra opción, mucho más económica, es elegir un restaurante que disponga de jardín o parque infantil en sus instalaciones.

Paginación dentro de este contenido

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones