Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Edición impresa > Solidaridad > Derechos humanos

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Analizada la accesibilidad en tres edificios públicos (ayuntamiento, hospital y estación de tren) de 18 ciudades : Las ciudades avanzan en accesibilidad para discapacitados físicos pero olvidan a ciegos y sordos

La escasez de información en braille y la falta de intérpretes profesionales de lengua de signos son las trabas más evidentes para los discapacitados auditivos y visuales

Lo mejor y lo peor de cada ciudad, y tablas comparativas

A CORUÑA: ‘aceptable’

  • Lo mejor:La accesibilidad para personas con discapacidad física (con una nota de ‘bien’): mostradores de atención al público del Ayuntamiento con altura adecuada, aseos del hospital adaptados y plazas de aparcamiento reservadas para personas con discapacidad motriz en la estación.
  • Lo peor: La accesibilidad para invidentes (suspende el examen de la revista): no se emiten señales acústicas de información y/o ubicación en el interior de la estación de tren, la botonera del ascensor usado en el hospital no

ALICANTE: ‘regular’

  • Lo mejor: La accesibilidad para personas en silla de ruedas: hay rampas no mecánicas para acceder a la estación de tren y al hospital y todos los aseos del Ayuntamiento visitados están adaptados.
  • Lo peor: La adaptabilidad de estos espacios para personas sordas o invidentes (‘regular’): no hay bandas de dirección en ninguno de los tres edificios para personas con problemas de visión y tampoco se vieron dispositivos visuales de emergencia para las personas con discapacidad auditiva.

BARCELONA: ‘aceptable’

  • Lo mejor: La accesibilidad demostrada para personas en silla de ruedas es la mejor de todo el estudio (‘muy bien’).
  • Lo peor: Los problemas para personas con discapacidad visual en los tres edificios son numerosos, de ahí el suspenso otorgado a este capítulo (‘regular’). Además, los semáforos encontrados de camino al Ayuntamiento no emitían sonido acústico y la botonera del ascensor empleado en el hospital no estaba en braille o relieve.

BILBAO: ‘aceptable’

  • Lo mejor: No destaca por su accesibilidad pero si se encontró alguna que otra medida positiva. En el trayecto hacia el Ayuntamiento, los cruces estaban señalizados con semáforo, las puertas de los aseos visitados del hospital tenían una anchura apta para las sillas de ruedas y todo el interior de la estación de tren se encontraba libre de obstáculos.
  • Lo peor: La accesibilidad para discapacitados auditivos (‘regular’): no hay servicio de intérprete profesional de lengua de signos en la estación de tren, en la sala de espera del hospital no se vio un dispositivo visual para avisar al paciente y tampoco en los baños del Ayuntamiento.

CÁDIZ: ‘aceptable’

  • Lo mejor: Las medidas tomadas para adaptar estos espacios para personas invidentes (‘bien’): la entrada al hospital está al mismo nivel que el suelo, el pavimento hasta llegar al Ayuntamiento no entraña peligro alguno y la puerta de entrada a la estación de tren es automática.
  • Lo peor: Las carencias de la accesibilidad para personas en silla de ruedas y con problemas de audición (‘aceptable’): mostradores no aptos y ausencia de intérprete profesional en lengua de signos en la estación de tren.

CÓRDOBA: ‘bien’

  • Lo mejor: La accesibilidad para los discapacitados físicos, auditivos y visuales (‘bien’): la estación de ferrocarril dispone de servicio de intérprete de lengua de signos, se han habilitado rampas no mecánicas para salvar las escaleras de entrada al Ayuntamiento y los pictogramas para distinguir los aseos del hospital se encuentran en braille o relieve y con un color contrastado.
  • Lo peor: Pese a la buena nota, hay fallos: los aseos del Ayuntamiento no disponen de un dispositivo visual para que una persona sorda sepa si están libres u ocupados; tampoco se observaron bandas o guías de dirección en el suelo del hospital (para facilitar las personas invidentes).

GRANADA: ‘aceptable’

  • Lo mejor: La accesibilidad para los discapacitados físicos (‘bien’): hay plazas de aparcamiento reservadas para ellos en los alrededores del hospital y que los mostradores de atención al público en la estación de tren tienen la altura considerable.
  • Lo peor: La falta de intérprete de lengua de signos en la estación de tren de Granada y que en el Ayuntamiento no se viera un dispositivo de emergencia que fuese visual.

MADRID: ‘aceptable’

  • Lo mejor: La accesibilidad para las personas en sillas de ruedas (‘bien’): todo el trayecto hacia la estación de tren tiene pavimento antideslizante, plazas de aparcamiento reservadas para discapacitados en los alrededores del Ayuntamiento y todos los aseos analizados en el hospital estén adaptados.
  • Lo peor: La adaptabilidad para personas con problemas auditivos (‘regular’): no hay dispositivo visual para alertar en caso de emergencia en la estación de tren y tampoco un servicio profesional de intérprete de lengua de signos ni en el edificio municipal ni en las consultas externas.

MÁLAGA: ‘bien’

  • Lo mejor: La accesibilidad para personas con problemas auditivos es la mejor de todo el informe (‘muy bien’), debido en parte a que en los tres edificios públicos se ofrece un servicio profesional de intérprete de lengua de signos.
  • Lo peor: Fallos encontrados en la adaptabilidad para personas con problemas visuales (‘aceptable’): el entorno inmediato de los aseos del Ayuntamiento están poco adaptados para personas invidentes, el interior de la estación de tren no está libre de obstáculos y la entrada al hospital no se encuentra al mismo nivel.

MURCIA: ‘aceptable’

  • Lo mejor: La accesibilidad destinada a las personas con discapacidad motriz (‘bien’): había plazas reservadas para discapacitados físicos cercanas a los tres edificios, las puertas de entrada eran automáticas y los aseos estaban correctamente señalizados y adaptados (excepto en el Ayuntamiento donde no había).
  • Lo peor: La accesibilidad para personas con discapacidades sensoriales (calificadas con un ‘aceptable’): falta de bandas de dirección en el interior de los tres edificios y no ofrecer un servicio de lenguaje de signos en ninguno de los tres edificios.

OVIEDO: ‘aceptable’

  • Lo mejor: El servicio de intérprete de lenguaje de signos que ofrecen al instante a través de vídeo llamada en la estación de tren, la buena accesibilidad de las entradas al Ayuntamiento y al hospital y la adaptación del interior de los tres edificios (libre de obstáculos).
  • Lo peor: Carencias para las personas en silla de ruedas: los mostradores de atención al público en los tres edificios no estaban a una altura adecuada y para los discapacitados sensoriales no había guías de dirección en el suelo.

PAMPLONA: ‘aceptable’

  • Lo mejor: La accesibilidad destinada a los discapacitados motrices (‘bien’): los tres edificios tenían una distribución que permitía la movilidad sin problemas, en todos los aseos visitados la puerta tenía una anchura adecuada para una silla de ruedas y contaban con una barra de apoyo situada cerca del inodoro.
  • Lo peor: La accesibilidad para los discapacitados auditivos (‘regular’): solo se halló un servicio de intérprete de lenguaje de signos en la estación de tren (aunque este no se ofrecía al instante) y en la sala de espera del hospital no había un dispositivo visual para anunciar al paciente que debe entrar en la consulta.

SAN SEBASTIÁN: ‘regular’

  • Lo mejor: La adaptabilidad para personas con discapacidad motriz (‘bien’): los mostradores de los tres edificios públicos visitados estaban a una altura adecuada y la distribución del edificio permitía la movilidad sin problemas.
  • Lo peor: La accesibilidad de estos tres edificios para ciegos y para sordos (‘regular’): falta de carteles traducidos al braille, en especial en las máquinas para coger turno en el Ayuntamiento y para comprar billetes en la estación de tren.

SEVILLA: ‘aceptable’

  • Lo mejor: La accesibilidad para los discapacitados físicos en los tres edificios públicos (‘bien’): los accesos visitados estaban adaptados en los tres casos y la distribución del edificio permitía una movilidad sin problemas (a excepción, de algunas zonas del Ayuntamiento).
  • Lo peor: La accesibilidad para discapacitados visuales (‘regular’): no se observaron guías de dirección con una textura y color diferentes para la persona ciega en los tres edificios, la información en braille era insuficiente y los pictogramas de los aseos tampoco estaban traducidos.

VALENCIA: ‘aceptable’

  • Lo mejor: Los tres edificios estaban adaptados para personas con discapacidad motriz (‘bien’): los accesos estaban adaptados con rampas no mecánicas, las puertas eran automáticas en el hospital y en el Ayuntamiento y en la estación de tren la máquina expendedora se encontraba a una altura adecuada.
  • Lo peor: Los discapacitados auditivos son los que más dificultades tienen en los edificios públicos valencianos, (con una nota de ‘regular’). El problema de comunicación es el más importante: ninguno de los edificios ofrece un servicio de intérprete de lengua de signos.

VALLADOLID: ‘bien’

  • Lo mejor: El nivel de accesibilidad en los tres edificios para personas sordas y con problemas motrices (‘bien): el Ayuntamiento y la estación de tren ofrecen intérprete profesional de lenguaje de signos y los mostradores de atención al público están en los tres edificios a una altura adecuada para la silla de ruedas.
  • Lo peor: Las medidas para las personas con discapacidad visual: en los aseos los pictogramas no estaban traducidos al braille, tampoco había bandas de dirección para que se pudiesen orientar en el interior de los edificios.

VITORIA: ‘aceptable’

  • Lo mejor:Las medidas para los discapacitados motrices y visuales (‘bien’): la entrada está al mismo nivel que la calle en la estación de tren y en el Ayuntamiento, en los tres edificios la puerta es automática y el interior está libre de obstáculos (excepto en la estación de tren).
  • Lo peor:El nivel de accesibilidad para discapacitados auditivos (‘regular’): en ninguno de los edificios se ofrecía un intérprete de lengua de signos con los problemas de comunicación que ello causa.

ZARAGOZA: ‘aceptable’

  • Lo mejor: La accesibilidad para las personas con discapacidad motriz (‘bien’): las entradas a los tres edificios estaban adaptados y había mostradores de atención al públicos a la altura adecuada.
  • Lo peor: La incompleta accesibilidad para las personas con discapacidades sensoriales (‘aceptable’): no se observaron guías de dirección en el suelo de diferente color y textura ni tampoco se emiten señales acústicas de información para que las personas ciegas puedan orientarse dentro del edificio y la ausencia de intérprete de lengua de signos en los tres edificios.

Paginación dentro de este contenido

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones