Horarios flexibles y cursos personalizados, pero tarifas poco económicas