Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Edición impresa > Alimentación

Λ

Guía de compra: guisos preparados: Guisos preparados, tradición envasada

La utilización de conservas en lata no está reñida con un estilo de vida saludable, la clave está en elegir los mejores y más equilibrados en cuanto a ingredientes

 

Una lata o una bandeja y unos minutos en el microondas o en el cazo es todo lo que se necesita para comer un buen plato de guiso. Si hay poco tiempo y se quiere comer bien, la industria alimentaria pone a nuestra disposición conservas de guisos precocinados, cuya calidad ha mejorado en los últimos tiempos. Estas conservas permiten comer "como en casa", pero en un abrir y cerrar de ojos... o de latas.

La innovación ayuda a sortear ese abismo que nos separa de una época en la que había más tiempo, cuando nuestras madres o abuelas nos deleitaban con deliciosos guisos preparados a fuego lento y con mimo. Quizá entonces no dispusieran de todos los ingredientes que deseaban, pero aquellos platos suplían las carencias con ingenio y dedicación. Hoy, en cambio, abundan los alimentos que tenemos al alcance de la mano. Lo que escasea es el tiempo. Así, es muy fácil conseguir unos garbanzos, pero no es tan simple comer un cocido porque para prepararlo se necesita planificación, incluso con la olla exprés.

Platos precocinados

Irremediablemente, la cultura y la alimentación van unidas. En la actualidad, no todo el mundo dispone del tiempo necesario para disfrutar de estas maravillas del "slow food". Por el contrario, se consolida un estilo de vida que sustituye las recetas tradicionales con alimentos ya preparados que simplifican la tarea. Estos alimentos de conveniencia podrían ser definidos como aquellos platos en los que una parte significativa del tiempo, la energía o la habilidad culinaria es asumida por el fabricante, liberando de esta tarea al consumidor final.

La tendencia hacia el consumo de los platos precocinados ya se ha venido manifestando anteriormente en otros países como Estados Unidos, Francia o Gran Bretaña, un país donde la venta de estos productos alcanza casi la mitad del conjunto de todos los alimentos. En España, las estadísticas del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPAMA) también reflejan una tendencia al alza.

La vida acelerada que se impone hace que recurramos cada vez más a estos alimentos "listos para comer". Tradicionalmente, esto se hacía utilizando embutidos o conservas, pero la irrupción en el mercado de los productos precocinados ha hecho que en los últimos años los podamos tener siempre disponibles en casa sin necesidad de comprar los productos frescos que componen el plato final. Cada vez se producen platos precocinados más variados y, también, más elaborados. El mercado alimentario nos ofrece en la actualidad productos de conveniencia en diferentes formatos, sometidos a un mayor o menor grado de procesamiento, entre los que se encuentran los guisos y potajes, las fabadas o los cocidos.

No siempre el formato precocinado es enemigo de una comida rica y de unos buenos hábitos alimenticios. En el mercado gourmet, cada vez hay más platos preparados de alta calidad, ideados para comer en pocos minutos con un simple golpe de horno, el uso del microondas o un baño maría. Si bien su buena conservación permite obtener sabores y texturas muy buenas, su precio suele ser elevado. Encontramos, como alternativa, platos enlatados o presentados en barquetas plásticas, de calidad variable, que reproducen recetas más humildes y populares que nos permiten ganar en comodidad y rapidez sin renunciar al sabor, y por un precio mucho más ajustado.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto