Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Alimentación > Aprender a comer bien

^

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Dietas on line: analizadas las dietas que ofrecen 10 sitios web a cuatro personas con perfiles diferentes: Webs para perder peso: ni seguras ni fiables

En su mayoría, los menús propuestos suspendían el examen dietético de EROSKI CONSUMER

Dietas engañosas

  Para adelgazar, Internet es un arma de doble filo: puede proporcionar una buena y valiosa información si se sabe dónde buscar pero al mismo tiempo, el riesgo de caer en manos inexpertas e indocumentadas o de confiar en falsas referencias es muy alto. En el estudio, se ha comprobado que el 26% de las dietas on line evaluadas son engañosas, por lo que el cliente ha de desconfiar tanto de su seguridad como de su eficacia. Para detectarlas, se han considerado los criterios establecidos por la Asociación Americana de Dietética (ADA, American Dietetic Association), refrendados a su vez por la Asociación Española de Dietistas-Nutricionistas (AEDN): si prometen resultados rápidos, profetizan resultados asombrosos o mágicos, prohíben el consumo de un alimento o de un grupo, contienen listas de alimentos 'buenos' o 'malos', exageran o distorsionan la realidad científica de un nutriente, aconsejan productos dietéticos a los cuales se atribuyen propiedades extraordinarias (y en muchos de los casos, vende quien promueve el tratamiento dietético), incluyen relatos, historias o testimonios para aportar credibilidad y contienen afirmaciones que contradicen a la comunidad científica. La AEDN advierte que si una dieta o método dietético cumple una o varias de estas características hay que desconfiar de ella. De esta manera, se penalizaron dietamedica.es, lediet.es y dietadukan.es. Las tres incluyen relatos, historias o testimonios para aportar credibilidad. Además, dietamedica.es y dietadukan.es prohíben el consumo de un alimento o grupo de alimentos y también, dietadukan.es exagera la realidad científica de un nutriente, contiene listas de alimentos buenos y malos y aconseja productos dietéticos a los que se atribuyen propiedades extraordinarias.

Conviene desconfiar también si la web no ofrece información sobre sus creadores, información de contacto y no facilita un teléfono de atención. También se debe sospechar si no es una web homologada, es decir, cuando un organismo autorizado reconoce el contenido de la web. Algo con lo que sí cuentan varios de los portales analizados.

Sin personalizar

Uno de los datos más impactantes del estudio es que el 80% de las dietas on line prescritas no se ajustan o no están diseñadas de forma correcta conforme a las necesidades y circunstancias del cliente. Esto ocurre porque antes de ofrecer el tratamiento, no se hace un correcto diagnóstico de la situación del cliente por medio de la evaluación del estado nutricional y del estilo de vida y hábitos dietéticos del paciente. Para que una dieta se prescriba correctamente es preciso conocer los antecedentes de la persona, si toma medicación, sus hábitos de vida y de alimentación, su patrón alimentario de comidas y bebidas, etc. Todo ello es imprescindible para que el servicio dietético sea personalizado.

El 80% de las dietas prescritas no se ajustan a las necesidades del cliente

Durante el estudio, se ha comprobado que en dos de cada cinco consultas realizadas quien atiende no se preocupa por conocer el patrón alimentario del cliente (tipo de comidas, preferencias y aversiones alimentarias, lugar de consumo y frecuencia de consumo de alimentos), ni tampoco le informan correctamente sobre su situación de peso (bajo peso, normopeso, sobrepeso y grado de obesidad) o sobre su peso saludable para su situación individual.

Así, entre los errores detectados en este sentido destaca el cometido por algunas páginas respecto a los perfiles jóvenes con normopeso. A pesar de que no necesitan un tratamiento para adelgazar porque su IMC (Índice de Masa Corporal) es el adecuado, en la mayoría de los sitios web les ofrecen uno (no les conviene una dieta hipocalórica, pero sí unas orientaciones sobre hábitos alimentarios correctos). Solo dietadukan.es y lediet.es no se la plantean a la mujer joven que no precisa adelgazar (perfil 4), aunque sí al joven con normopeso (perfil 3).

Desconfiar si...

  Esta es la era de la información. Los consumidores están más informados que nunca, aunque a veces en exceso. Por eso, aunque la Asociación Española de Dietistas-Nutricionistas (AEDN) no recomienda a la población dirigirse a Internet para encontrar información sobre cómo adelgazar, en caso de acceder a la Red, es fundamental conocer algunas pautas para identificar las dietas engañosas. Conviene desconfiar si en la página web:

  • Prometen resultados rápidos.
  • Profetizan con resultados asombrosos y mágicos.
  • Prohíben el consumo de un alimento o de un grupo de alimentos.
  • Contienen listados de alimentos buenos y malos.
  • Exageran o distorsionan la realidad científica de un nutriente.
  • Incluyen o se basan en el consumo de preparados que, casualmente, vende quien promueve el tratamiento dietético y a los se atribuyen propiedades extraordinarias.
  • Los preparados (productos dietéticos o similares) tienen un precio elevado si se comparan con el coste de obtener los mismos resultados comiendo alimentos comunes.
  • Incluyen relatos, historias o testimonios de otros para aportar credibilidad.
  • Contienen afirmaciones que contradicen a la comunidad científica.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto