Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud > Prevención y hábitos de vida

^

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Eroski Consumer analiza 143 instalaciones deportivas municipales de 18 ciudades: Las instalaciones deportivas municipales mejoran, aunque los ayuntamientos invierten menos dinero

La mayoría de las instalaciones se encuentra en buen estado de mantenimiento, limpieza, seguridad y accesibilidad, aunque fallan en información y servicios

Instalaciones deportivas: grandes diferencias

Ninguna ciudad puede presumir de tener un equipamiento óptimo, aunque la evolución positiva es generalizada. En la actualidad, apenas hay una piscina de media por cada 19.500 habitantes (en 2006 la proporción era de una por cada 21.000 habitantes), un gimnasio por cada 15.600 residentes (hace cuatro años, era de uno por cada 18.500 habitantes), un campo de fútbol por cada 17.700 habitantes (en 2006, era por cada 21.304 habitantes), una pista de tenis por cada 20.500 habitantes (hace cuatro años era una por cada 25.016 habitantes). La excepción: los polideportivos cubiertos. En 2006 había uno por cada 26.000 habitantes, y en la actualidad hay uno por cada 33.000 habitantes. Los promedios no ocultan que los medios desplegados por las instituciones públicas en algunas ciudades son muy superiores a los de otras. En este estudio se comprobó que los residentes de Vitoria, San Sebastián y Barcelona tienen un mejor acceso a la práctica deportiva que los de otras ciudades como Alicante, Granada y Sevilla.

Para los aficionados a la natación, Vitoria es la mejor opción (una piscina por cada 8.728 habitantes, la mayoría cubiertas), al contrario que Cádiz (una para 63.383 residentes). Vitoria, junto con Valladolid, también destaca en campos de fútbol (una instalación de este tipo por cada 10.000 habitantes). Y la capital vallisoletana sobresale asimismo en canchas polivalentes al aire libre (una por cada 5.500), muy por encima de Madrid (una por cada 22.600). Si lo que se desea es golpear la pelota con una raqueta, Granada, Valladolid y Málaga destacan sobre el resto (una pista por cada 15.000 habitantes), muy por encima de Alicante (una pista por cada 30.400 habitantes). Si la raqueta es de pádel, A Coruña destaca muy positivamente al contar con 76 pistas para su población censada, mientras que Barcelona apenas tiene 15 para la suya.

La visita a las instalaciones: se falla en información

Las instalaciones deportivas municipales visitadas se encuentran en buen estado y cuentan con las suficientes medidas de seguridad y accesibilidad. Una situación que se mantiene cuando, hace cuatro años, esta revista realizó un estudio similar y sólo un 7% suspendía. En la actualidad, esta proporción ha disminuido y sólo el 4% de las instalaciones deportivas analizadas incumplen los requerimientos básicos exigidos, aunque un 9% debe conformarse con un mediocre 'aceptable'. Los aspectos más positivos del estudio son la seguridad de los recintos analizados y el estado de mantenimiento y limpieza (en ambos apartados obtienen un 'muy bien'). Sin embargo, se quedan en un ajustado 'aceptable' en cuanto a información al usuario y servicios ofertados. Por lo que respecta a la accesibilidad la nota media obtenida ha sido de 'bien'.

Por ciudades, destacan las óptimas apreciaciones obtenidas por los equipamientos deportivos de Barcelona, Bilbao, Córdoba, Málaga, San Sebastián y Vitoria: todas ellas obtuvieron un 'muy bien'. Por su parte, las instalaciones visitadas en A Coruña, Madrid, Granada, Murcia, Oviedo, Pamplona, Sevilla, Valencia, Valladolid y Zaragoza consiguen un 'bien', mientras que Alicante y Cádiz deben conformarse con un mediocre 'aceptable'.

¿Equipamientos deportivos sostenibles?

Las instalaciones deportivas también contaminan. Precisamente, en el VI Encuentro de Políticas Deportivas en los Municipios celebrado en Bilbao en abril se propusieron algunas medidas para hacer de ellas espacios más sostenibles, como reciclar los residuos (peligrosos y no peligrosos), ahorrar agua, utilizar paneles solares, etc. Y son muchas las ciudades que ya las llevan a la práctica:

Zaragoza: entre otras medidas, le dan mucha importancia al ahorro del agua, por eso, han instalado en los espacios deportivos sensores de riego y flexos en los grifos de los aseos, entre otros sistemas, para evitar un derroche. Además, consideran fundamental informar al usuario mediante carteles y folletos para que se impliquen en que el funcionamiento de las instalaciones deportivas sea más sostenible.

Valladolid: los paneles de energía solar en las instalaciones deportivas municipales llevan una década funcionando. Además, se emplean los llamados fluxómetros (grifos que producen una gran descarga en un inodoro sin necesidad de cisterna), griferías con temporizador (para el ahorro de agua) e iluminación de espacios con control de presencia.

Vitoria: se vincula desde 1999 el funcionamiento de calderas (calefacción y ACS) al sostenimiento energético (CO2) y mejoras para la reducción de consumos.

Valencia: desde 2003, se trabaja en el diseño y la remodelación de edificios para mejorar la implantación de sistemas de aprovechamiento de energías renovables (favorecer la iluminación y ventilación natural, instalación de un adecuado aislamiento térmico...).

Sevilla: hace nueve años, se puso en marcha un plan de eficiencia energética y ahorro de agua y el pasado ejercicio se procedió a la instalación de placas solares en las instalaciones deportivas.

San Sebastián: ha diseñado un proyecto de optimización energética de las instalaciones deportivas municipales. También se están utilizando placas solares fotovoltaicas en las cubiertas de varias instalaciones deportivas municipales.

Bilbao: en la capital vizcaína trabajan para reducir el consumo de energía, agua (de piscina, de riego, etc.) y gas de las instalaciones municipales mediante varios sistemas: sustituir las calderas antiguas por equipos nuevos más eficientes, crear plantas solares fotovoltaicas, recuperar el agua de lluvia y mantener el calor del agua de las piscinas, entre otras.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto