Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente > Medio ambiente urbano

Λ

El mar entre cuatro paredes

Los acuarios proliferaron en plena fiebre científica de comienzos del siglo veinte en las ciudades costeras. Cien años más tarde se llaman oceanarios y su misión de acercar el mundo marino, exhibiendo una recreación natural de su fauna y su flora, se ha afianzado. Cumplen además la triple función de conservar, investigar y concienciar de la necesidad de proteger el planeta. Con el convencimiento de que se salvaguarda mejor lo que se conoce, el espectador de estos escaparates acuáticos contempla el resultado de un trabajo preciso de biólogos y profesionales que velan por el funcionamiento perfecto unas instalaciones complejas y una organización eficaz. Todo para lograr acercar la biodiversidad de los mares y mostrar el ecosistema, el patrimonio universal que se esconde debajo del agua.

  
Ruben García Blázquez

El mantenimiento diario

A primera hora de la mañana comienza la actividad en el complejo laberinto de zonas privadas y espacio público. La parte franca, la que disfrutan los visitantes, la conforman salas de cristal recorridas por pasillos. Antes de que estos accedan, se inspeccionan los acrílicos y el metacrilato, se observa el agua y se comprueba que reine la armonía dentro de ella. En el otro lado del cristal la actividad se multiplica. Se toman pruebas de agua, se controlan los filtros, los sensores, los vasos, las tuberías y los comprensores, las tomas de mar y las bombas que permiten el intercambio del agua. Pese a que todo el sistema está informatizado, la inspección visual es constante.

  
Ruben García Blázquez

En cuarentena

Los miles de animales y plantas que pueblan las aguas llegan del mar o son criados en cautividad, pero sea cual sea su procedencia, antes de pasar a convivir en la reproducción oceánica del oceanario salvan una cuarentena. A pesar de que la imitación es perfecta y flora y fauna viven en un hábitat idéntico, las nuevas incorporaciones pueden suponer un peligro de alteración de los ácidos y microorganismos. Para evitarlo, todas las especies, grandes o pequeñas, viven sus primeros días en el acuario en pequeños tanques esperando el momento de pasar a las aguas definitivas. La cuarentena es un proceso complicado pero de vital importancia porque es donde se consigue que los peces se aclimaten, se acostumbren al alimento que recibirán, y también donde se les desparasita y se les cura las heridas. Cuando el pez está en óptimas condiciones puede pasar a la exposición.

  
Ruben García Blázquez

Análisis y cultivo

En laboratorios y cocinas se diseña la cadena alimenticia. En los primeros se analizan las aguas, se investigan comportamientos, se estudian problemas y se ensayan soluciones. El propósito es el mantenimiento de parámetros saludables, de temperatura y salinidad, que permiten la vida. También es trabajo de tubos de ensayo, algunos de gran tamaño, la cría de fitoplacton y el cultivo de la artemia, el alimento vivo para medusas y larvas, como los caballito de mar recién nacidos. Y se vigila el zooplacton (animales muy pequeños) que sirve para alimentar a los corales. En las cocinas se trabaja a una escala mayor preparando el alimento para animales grandes: trozos de merluzas, mejillones y la comida específica de los tiburones.

  
Ruben García Blázquez
  
Ruben García Blázquez
  
Ruben García Blázquez

La alimentación

Desde los alimentos microscópicos hasta los bocados más grandes son suministrados por los cuidadores. Cada especie, y se cuidan todas, necesita un tratamiento y un cuidado concreto. En el acuario de San Sebastián la figura más sorprendente es el tiburón Toro. Conviven un macho y una hembra y su dieta se controla al máximo. De esta forma, se logra una convivencia pacífica entre los animales y también el control de peso, necesario para su preservar su salud.

  
Ruben García Blázquez
  
Ruben García Blázquez
  
Ruben García Blázquez

La limpieza

En el acuario no hay corrientes que limpien las aguas, ni los animales pueden huir de un foco intoxicado. La limpieza es clave. Todos los días se sifona la suciedad del fondo, ya sean excrementos, algas o restos de comida. Se realiza de manera mecánica con herramientas específicas para cada espacio, pero cuando el tamaño del vaso impide la manipulación de mangueras son los buzos quienes se encargan de mantener la higiene de paredes, suelo y decorados.

  
Ruben García Blázquez
  
Ruben García Blázquez

El ciclo de la vida

Visitar un acuario es tener la oportunidad de imaginar un viaje en el submarino del capitán Nemo, el protagonista de 20.000 leguas de viaje submarino. Tras los cristales reina la vida inalcanzable del fondo de los océanos. Pero un acuario no es solo la suma de recipientes con millones de metros cúbicos de agua en los que se expone el ciclo de animales y plantas, en los que se pueden ver peces tropicales, corales, atunes, medusas, tortugas. También son centros científicos que realizan labores de investigación y conservación de la fauna y la flora marina. Se desarrollan proyectos medioambientales ahora más necesarios que nunca, porque vivimos un tiempo en que la salud de algunos mares, deteriorada por la actividad humana, pone en riesgo la salud de todo el planeta.

  
Ruben García Blázquez

Otros 'En imagenes' que pueden interesarte

Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto