Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal:


Estás en la siguiente localización: Portada > Tecnología > Imagen y sonido

Λ

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Sintonizadores de TDT, televisión digital terrestre: Los hay que necesitan siete segundos para cambiar de canal

El equipo más caro fue el que menos gustó y el peor en las pruebas de laboratorio. La mayoría de equipos no se pueden apagar completamente, por lo que consumen mucha más electricidad

 La televisión analógica tiene los días contados. En menos de dos años las cadenas de televisión españolas emitirán sus canales sólo a través de la señal digital terrestre, conocida como TDT. Los hogares recibirán más canales pero tendrán que adaptarse al cambio con la adquisición de un dispositivo externo que se conecta al televisor o comprando un aparato que ya incorpore el sintonizador. La antena también deberá estar adaptada, pero esto, casi siempre, queda en manos de las comunidades de vecinos.

Se han analizado en el laboratorio y se han sometido a prueba de uso ocho receptores externos de TDT que cuestan desde los 38,90 euros de Puffins y Sunstech, a los 69 euros de Axil, el peor valorado en la prueba de uso. La mejor relación calidad-precio corresponde a Televés. Tiene un precio intermedio (55,50 euros), es el mejor en funcionamiento del receptor y calidad de imagen, y consiguió la segunda mejor nota en la prueba de uso (8,1 puntos sobre 10). Además, es de los que menos consume y se puede apagar por completo.

Axil tiene el mayor consumo (10,6 W en funcionamiento y 9,8 W en espera); mientras que Sanyo es el que menos electricidad necesita en funcionamiento (4,8 W) y Televés el de menos en espera (2,2 W). Pero el verdadero ahorro se produce si el receptor se apaga cuando no se usa. Cinco de los equipos (Philips, Sanyo, Puffins, Siemens y Axil) no se pueden apagar, solo se dejan "en reposo" o "stand by". La única forma de que se interrumpa el consumo de energía es desenchufarlos de la red eléctrica. Cada familia ve unas tres horas y media de televisión al día. La electricidad necesaria para utilizar durante un año cualquiera de los tres decodificadores con botón de apagado (lo que posibilita su desconexión) cuesta alrededor de un euro en el supuesto de uso de casi cuatro horas al día de encendido y 20 horas apagado. Con un descodificador Axil, en el que a las cuatro horas de encendido se suman 20 en posición de "stand by", el gasto se multiplicaría hasta los 9,75 euros. En nuestro país hay 5 millones y medio de decodificadores de TDT externos, por lo que el ahorro posible alcanzaría los 24 millones de euros al año, el 0,08% del consumo eléctrico nacional.

Funciones y accesorios no comunes

Además del teletexto, búsqueda automática de canales o soporte para subtítulos (muchos canales emiten en TDT las películas en versión original y con subtítulos para quien así lo desee), cada aparato incluye otra serie de funciones adicionales, como la posibilidad de congelar la imagen, que incluyen todos excepto Philips y Axil. La TDT permite también a los canales emitir juegos, que la mitad de los receptores pueden disfrutar: Bestbuy, Puffins, Sunstech y Televés. El equipo que cuenta con mayor número de funciones es Televés, que ordena automáticamente los canales (al igual que Axil) y dispone también de la opción de aumentar de tamaño la imagen (zoom). Axil es el único con función PIP (Picture in Picture), que permite ver dos canales al mismo tiempo (útil durante las pausas publicitarias).

Axil, Televés, Sunstech, Philips, Puffins y Bestbuy cuentan con salida de audio digital, útil, por ejemplo, para conectarlos a equipos de "home cinema". Sanyo, Televés y Axil tienen salida de audio analógica. Todos ofrecen manual de instrucciones y el mando a distancia con sus pilas. Philips y Siemens añaden cable euroconector (imprescindible para conectarlos al televisor) y Axil un pequeño cable de antena. Sanyo ofrece incluye opciones. Se registraron considerables diferencias en el tamaño y peso de los receptores (Axil pesaba 1,10 kg y Philips sólo 350 gr), en cualquier caso poco relevantes para un aparato que permanece en el mismo sitio una vez instalado.

Mandos a distancia

La TDT trae consigo más canales y con ello, un más que probable incremento del uso del mando a distancia. Pero no todos los sintonizadores tardan lo mismo en pasar de un canal a otro. Philips necesita 3,53 segundos y Puffins casi siete segundos. Las pruebas se han realizado con el teclado numérico del mando a distancia, porque los botones "canal más" y "canal menos" no necesitan tanto tiempo.

Los controles remotos tampoco son igual de resistentes. Se realizó un ensayo para simular 100 caídas desde el sofá al suelo. Sólo sufrieron daños Siemens y Puffins: se soltaron las tapas de las pilas. Otra de las características que distingue un mando a distancia sobre otro es el ángulo de emisión infrarrojo. Todos los controles son eficaces si el usuario se sitúa frente al decodificador, pero algunos no funcionan desde los lados. Para comprobarlo, los controles se ubicaron a una distancia de tres metros frente a los aparatos y se desplazaron lateralmente de modo perpendicular al decodificador hasta que dejaron de funcionar. Siemens fue el que mostró un menor ángulo de funcionamiento (36º, apenas se había recorrido lateralmente un metro), mientras que Sanyo fue el mejor, con 68º. Los otros cinco dejaron de funcionar tras un metro y medio de desplazamiento lateral (53º).

Se ha comprobado también si la grafía de los mandos es indeleble. Los ocho modelos superaron la primera prueba, que consistía en frotar el marcaje con un paño impregnado con hexano (un disolvente orgánico) durante 15 segundos. Pero sólo Siemens, Televés y Sanyo soportaron un lijado de cinco segundos. En el caso de Puffins las grafías se borraron y en el resto de aparatos (Bestbuy, Axil, Philips y Sunstech) se detectó una pequeña pérdida de tono.

Seguridad y compatibilidad electromagnética

Todos los aparatos analizados superaron las pruebas eléctricas y se comprobó que eran seguros. Además de comprobar que estaban construidos de acuerdo a la normativa de seguridad eléctrica, se realizaron dos pruebas adicionales. Se introdujeron en una estufa a 70º durante 7 horas y ninguno se deformó ni dejó de funcionar. La única excepción fue Bestbuy, ya que la solapa de la pantalla se despegó. También se comprobó el calentamiento de los equipos en condiciones de mala ventilación. Todos los equipos aprobaron, si bien Siemens fue el que más se calentó.

Los decodificadores pueden sufrir daños debido a descargas electrostáticas indeseadas (como las que se perciben cuando se toca una superficie metálica cargada de electricidad estática). Para comprobar su respuesta ante esta eventualidad, se aplicaron unas cuarenta descargas en diferentes partes del aparato y todos respondieron de manera correcta. No obstante, en el caso de Sunstech, Philips, Puffins y Axil aparecieron alteraciones en la imagen que desaparecieron terminada la descarga.

Calidad global

Tras efectuar todas las pruebas, se ponderaron los resultados para descubrir qué sintonizador es el de mejor calidad técnica. El equipo más caro, Axil, fue el que obtuvo la calificación global más baja (6,8 puntos sobre 10). Los otros siete equipos consiguieron calificaciones superiores a siete. Televés fue el mejor: obtuvo 8,1 puntos.

Los consumidores opinan

 

Se pidió a ocho usuarios habituales de esta clase de dispositivos que usaran cada sintonizador digital y puntuaran distintos aspectos del 1 al 10. Todos los equipos aprobaron, pero con notables diferencias. El que más gustó fue Philips (8,4 sobre 10): su uso resultó cómodo y sencillo y gustaron mucho su presentación y aspecto exterior. Los consumidores consideraron que Axil era el equipo más incómodo de usar, el peor equipado, con las instrucciones menos claras y la peor calidad de imagen. Obtuvo la calificación más baja, con 6,9 puntos. Televés (8,1 puntos) destaca por la claridad de las instrucciones, el equipamiento y la calidad de imagen. Sanyo sólo sintonizó veinte canales, cuando el resto detectaron 25. Puffins, uno de los más baratos obtuvo una de las mejores valoraciones por parte de los usuarios: 7,7 puntos.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto