Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal:


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Servicios y hogar

Λ

Manual para descifrar las facturas de luz, agua, gas y teléfono

La comprensión de los conceptos que incluyen los recibos de los principales gastos domésticos puede permitir ajustar el consumo

 A medida que avanza 2007, cada vez más familias son conscientes del encarecimiento de los servicios básicos del hogar a través del reflejo, mensual o bimensual, de esta subida en sus facturas. La electricidad se paga, de media, un 4,4% más cara, el agua, un 3,8% más, el teléfono, un 2% y el gas, un 4,24%.

Por lo general, encontrar cuál es el coste que debemos abonar por el consumo realizado y que, habitualmente, tenemos domiciliado en nuestra cuenta de ahorro no entraña una gran dificultad. Sin embargo, no siempre es sencillo comprender al milímetro todos los datos que recogen las diferentes facturas.

La lectura de estos documentos de cobro resulta confusa por la ausencia de contrastes y recuadros, y por contener tamaños de letra excesivamente pequeños. En muchas ocasiones, comprender estos documentos puede permitir ajustar el consumo y a la vez reducir el gasto energético y de otros servicios.

Agua

El pago de facturas de agua se realiza cada tres meses. En este caso, las facturas incluyen un apartado correspondiente al coste fijo de lectura y conservación. Es decir, una cuota fija por el servicio que presta la empresa. El recibo refleja el coste mínimo que se paga de tarifa, un coste que dependerá de la comunidad autónoma. Esto es así porque el suministro doméstico del agua ofrece precios muy distintos de una ciudad a otra. Las tarifas dependen de la empresa que opera en el lugar de residencia del usuario, que no puede elegir proveedor. La cuota de servicio es una cantidad fija que se paga en función del calibre (diámetro) de la tubería principal que abastece la vivienda. Se divide, en este caso, en abastecimiento (agua que entra en el domicilio) y saneamiento (agua que se desecha por el desagüe). 

  • 1) Bloque. Las tarifas domésticas, a diferencia de las industriales, se calculan en referencia a un concepto particular: el de bloque. El precio del agua aumenta a medida que se supera cada Bloque (similar a los peldaños por los que se calcula el IRPF de la declaración de la renta en función de los rendimientos del trabajo). Este sistema trata de penalizar un consumo excesivo de agua. En las viviendas particulares, lo más común es facturar respecto al Bloque 1.
  • 2) Servicio y suministro del canal. Este aspecto influye en la tarifa fija que se paga por obtener el servicio y por recibir el suministro del canal. Por estos conceptos para una vivienda Bloque 1 puede pagarse 2,02 euros en concepto de servicio y 9,18 euros por el servicio del canal.
  • 3) Consumo. Hace referencia al coste variable de la factura. En este caso, el documento refleja cuánto vale launidad de medida en cuestión (el metro cúbico) y lo multiplica por el consumo efectuado en el periodo (tres meses). Este concepto puede presentarse dividido entre abastecimiento y saneamiento. Para un consumo de 11 metros cúbicos, a 0,78 euros, el importe ascenderá a 8,56 euros.

Es útil saber que cada comunidad de vecinos contrata el servicio de contador de agua con quien desea. Igualmente, la factura trae reflejado el porcentaje de agua gastada por la comunidad, prorrateada en función de la dimensión de su vivienda respecto al total de la finca.

Electricidad

 Por lo general, la factura de la luz llega cada dos meses. En ella encontramos varios conceptos por los que se realiza la facturación.

  • 1) Potencia contratada. El recibo muestra un importe fijo, que cobra la compañía con la que se tiene contratado el servicio, es decir, por utilizar sus redes eléctricas y permitir que la luz llegue hasta el hogar. Este importe se abona siempre, aunque no se haya realizado consumo, y depende de la potencia que tengamos contratada y de la valoración que se le da a cada Kilovatio (kW) contratado. Para los hogares españoles, las potencias contratadas más frecuentes son de 3,3 y 5,5 kW, en función de los electrodomésticos o aparatos electrónicos de los que se dispone.
  • 2) Valor fijo. El valor fijado por Real Decreto para cada kW contratado es de 1,581887 euros.
  • 3) Cálculo. De manera que, si la persona tiene contratada una potencia de 3,3 kW pagará por este concepto 10,44 euros (3,3 kW x 2 meses x 1,58 = 10,44 euros).
  • 4) Consumo eléctrico. Para calcular este coste no hay más que multiplicar el consumo realizado por la cantidad a la que cobra la compañía el kW. Este aspecto está regulado por Real Decreto, y el recibo también indica el número y fecha del BOE en que se fijó la cuantía de dicho concepto. Si, por ejemplo, el consumo es de 396 kilovatios hora (kWh) durante los dos meses que se están facturando, considerando que el precio del kWh está fijado en 0,089868 euros, el coste bimensual será de 35,59 euros.
  • 5) Impuesto especial sobre la electricidad. Es un impuesto que se recauda en España y que se invierte en investigación de energías alternativas y en nuevas estructuras de la red para paliar la carencia por no construir nuevas centrales nucleares. Este concepto se paga sobre el consumo de electricidad y la potencia contratada y está cifrado en un 4,864%. En el ejemplo utilizado, con una potencia contratada de 3,3 Kw y un consumo de 396 kWh, se pagaría 2,35 euros bimensuales por este concepto.
  • 6) Coste por el alquiler del equipo. Correspondiente a los dos meses que se facturan. La factura debe detallar cuál es el coste del alquiler mensual (para el año 2007, de 0,57 euros). Multiplicado por dos, se obtiene la cifra por este concepto (1,14 euros).
  • 7) IVA. A todas estas cantidades (coste fijo del servicio, facturación por potencia, impuesto especial sobre la electricidad y alquiler del equipo de medida) hay que gravarles un 16% de IVA.
  • 8) Importe total. Una sencilla suma de todas las cifras da el importe total.
  • 9) Historial de consumo. Muestra cómo ha ido evolucionando el gasto eléctrico a lo largo de los últimos doce meses.

Gas natural

 El gas natural se paga, por lo general, cada dos meses. El detalle de la facturación de este servicio cuenta con dos conceptos fundamentales. Por un lado, la tarifa correspondiente que tiene aplicada cada hogar en función del volumen de gas natural que consume. Por otro, un factor de conversión del poder calorífico del gas suministrado, una cifra que difiere en cada región y para cada periodo facturado y que se emplea para realizar el cobro por cada terminal, independientemente de la calidad del gas.

  • 1) Tarifas para usos domésticos. Hay que distinguir la 3.1 (para viviendas con un consumo igual o inferior a 5.000kWh/año), la 3.2 (para consumos entre 5.000 y 50.000 kWh/año), la 3.3 (para consumos entre 50.000 y 100.000 kWh/año) y la 3.4 (para consumos superiores a 100.000 kWh/año).
  • 2) El importe que se factura. Se desglosa, por un lado, en un coste fijo por contrato, que se paga por recibir el gas en el hogar, derivado de la utilización de la red de gaseoductos de la compañía. Este concepto se paga aunque no se consuma y depende del tipo de tarifa que aplique. Para un hogar con un consumo inferior a los 5.000 kWh/año, el importe en 2006 era de 2,39 euros por mes, por lo que en la factura ascenderá a 4,78 euros.
  • 3)Coste variable de gas. Corresponde al consumo efectuado en el periodo facturado. El consumo se mide en metros cúbicos, pero, con el fin de equipararlo con el consumo eléctrico, se expresa la equivalencia en kilovatios horas (kWh). Por ejemplo, para el año 2006, el precio del kWh estaba fijado en 0,048284 euros. Para un consumo de 20 m3 de gas natural y considerando una estimación de 10,791 kWh de poder calorífico para cada m3 de gas suministrado, el importe ascendería a 10,43 euros. (Se refiere a consumo-gas).
  • 4) Alquiler del contador. El importe por este concepto está en función del tipo de contador que se tenga instalado, lo que determina el caudal máximo (m3/hora) de gas que puede llegar a la vivienda. Para un volumen de 6 m3/h, lo más habitual en un domicilio particular, el alquiler mensual durante 2006 era de 1,08 euros, por lo que el importe por este concepto asciende a 2,16 euros en la factura bimensual.
  • 5) IVA. Se aplica el 16%.
  • 6) Información adicional. Se informa al cliente que la tarifa incluye un importe destinado a la Comisión Nacional de la Energía y otro al Gestor Técnico del Sistema.
  • 7) Historial de facturación. Se completa con un nuevo gráfico con el historial de facturación en metros cúbicos de los últimos dos años.

Teléfono

 El coste por consumo varía de unas operadoras a otras, ya que el mercado de la telefonía está liberalizado. En cualquier caso, los conceptos de las facturas de teléfono son muy similares independientemente de la compañía que presta el servicio. En la mayoría de los recibos de las diversas operadoras hay una parte fija, en la que se detallan los servicios contratados, y otra que depende del consumo. Cada empresa ofrece sus propias fórmulas de descuento.

El consumo de gas se mide en metros cúbicos, pero se expresa en kilowatios hora

La cuota fija refleja el precio por los servicios contratados: se paga por el mantenimiento de la línea, el acceso a las redes y a la infraestructura tecnológica que hace posible poder realizar y recibir llamadas. Por lo general, esta cuota se abona aunque no se hayan realizado llamadas. Además, en este apartado figurarán otros servicios que se tengan contratados. Por ejemplo, en los últimos años es muy común que la factura de teléfono incluya el coste por el acceso a Internet, por servicios concretos como tarifas planas, ADSL... Como se tratan de servicios con precio cerrado, suelen aparecer expresadas en la parte de cuotas fijas de la factura.

  La parte variable de la factura hace referencia al consumo asociado al servicio telefónico. Lo habitual es que las compañías detallen el coste de las llamadas según su destino: metropolitanas, provinciales, interprovinciales, internacionales, a móviles, servicios avanzados (números 900, centralitas...). Incluso las compañías más detallistas incluyen información sobre la duración y el coste particular de cada llamada.

  • 1) Llamadas especiales. En un hogar que tiene contratado un servicio cuyo coste fijo incluye las llamadas locales y nacionales, éstas no aparecerán en la parte variable. Sí figurarán las llamadas especiales, como, por ejemplo, las realizadas a números 902. Además, se incluirá un listado detallado de estas llamadas.
  • 2) IVA. La factura telefónica aplica un 16% de IVA por los costes fijos y variables.
  • 3) Total. El coste total de la factura.

Qué implica la lectura del contador

  Los consumos de electricidad, gas natural y agua quedan reflejados en un contador ubicado en la vivienda o en la finca del usuario, por lo que la compañía debe pasar para proceder a su lectura.

En la actualidad, las fincas de nueva edificación disponen de cuartos de contadores independientes para cada servicio. Sin embargo, en las fincas construidas antes de esta disposición, lo normal es que los contadores se hallen dentro de cada una de las viviendas, por lo que los técnicos deben acceder a cada una de ellas para anotar el consumo.

Como en la mayoría de las ocasiones los propietarios están ausentes, las compañías han optado por dos medidas: poner a disposición de los usuarios unas hojas para que se anoten los valores consumidos y que son recogidas por un técnico, y ofrecer un número de teléfono gratuito al que se puede llamar para facilitar el valor.

En función del sistema utilizado, las compañías expedirán la factura indicando en los epígrafes lectura anterior y lectura actual los códigos "real" si ha sido un técnico el que ha realizado la revisión, "facilitada" si se ha indicado en el formulario de la compañía o por teléfono, o "estimada" en función del consumo habitual si la compañía no dispone de ninguna medición.


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto