Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud > Prevención y hábitos de vida

Λ

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Dentífricos blanqueantes y convencionales: Funcionan, pero sin milagros

Los dentífricos blanqueantes son eficaces contra las manchas adheridas a la placa, pero poco pueden hacer para cambiar la tonalidad natural del diente

  Al igual que no todas las pieles tienen el mismo tono, los dientes de cada persona son de un color distinto, que tiende a oscurecerse con el paso de los años y que varía del amarillo al gris, pasando por el gris perla y el marfil. El origen de esta coloración se encuentra en la propia genética y puede alterarse por haber sufrido casos virulentos de sarampión o tos ferina, haber ingerido medicamentos que oscurecieron la dentadura de buena parte de una generación (como los antibióticos con tetraciclina administrados a niños durante los años setenta) o consumir de manera reiterada café, té, vino tinto o tabaco, que son causantes, entre otras sustancias, de la aceleración del proceso natural de oscurecimiento. La publicidad ofrece lucir una sonrisa de anuncio cambiando sólo de marca de dentífrico, pero lo cierto es que estas pastas de dientes sólo son efectivas, en todo caso, contra las manchas adheridas en la superficie del esmalte y a una parte de la dentina, esto es, las provocadas por ese último grupo de sustancias dañinas para los dientes. Contra los otros tipos de suciedad, la que afecta a las capas internas de la dentina y de la pulpa, estas pastas no tienen ninguna efectividad por lo que se debe recurrir a complicados y agresivos tratamientos sólo aplicables por especialistas.

Para comprobar la eficacia de estas pastas de dientes que alegan ser capaces de blanquear la parte externa de la dentadura llevamos al laboratorio y probamos con 60 consumidores ocho pastas de dientes, cuatro de ellas blanqueantes y otras cuatro convencionales. Aunque de media sí son las blanqueantes más caras (casi un 25%), los datos pormenorizados no son tan taxativos. La blanqueante más barata es Licor del Polo (sale a 16,93 euros por litro), casi lo mismo que la más barata convencional (Licor del Polo clorofila, 16,67 por litro). Eso sí, la más cara de las blanqueantes, Binaca aquafresh, cuesta notablemente más: sale a 32,77 euros por litro. Tras las numerosas y exhaustivas pruebas, la mejor relación calidad-precio son las dos pastas de Signal (evidentemente, la blanqueante es la indicada para quien busque ese efecto). Ambas incorporan gran cantidad de materia activa (fluor, agentes abrasivos y tensioactivos aniónicos), son bien toleradas por la mucosa dental y gustaron en la prueba de uso.

Superficie dental

Los dentífricos blanqueantes aclaran los dientes porque eliminan más eficazmente que los dentífricos clásicos los depósitos y las manchas que se encuentran en la superficie de los dientes gracias a agentes abrasivos como el carbonato de calcio, el fosfato de dicalcio, el óxido de aluminio o la sílice hidratada.

El ingrediente mayoritario en las ocho muestras es el agua, seguido por los agentes abrasivos, las sustancias humectantes (las que impiden que la pasta se seque, le dan consistencia y garantizan una estabilidad microbiológica), las espesantes (evitan que las sustancias abrasivas sedimenten), las opacificantes y colorantes (para el color), las tensioactivos (acción antiplaca) y los agentes del sabor (uno de los ingredientes más caros).

uno de los dentífricos convencionales tenía más sustancias blanqueadoras que la mayoría de pastas blanqueantes

En cuanto a los abrasivos, son primordiales en el blanqueamiento de los dientes y ayudan a deshacer las manchas y placas. Son los que hacen que el cepillado pula los dientes. Se suelen emplear cantidades pequeñas para evitar el desgaste del esmalte, por eso se recomienda utilizar estos dentífricos alternando su uso con otros convencionales.

Agentes abrasivos

Los ocho dentífricos (tanto los blanqueantes, como los que no lo son) incorporan a su composición el sílice, el agente abrasivo por excelencia, pero con diferencias en su cantidad, que varió desde el 1,7% de Signal básico hasta el 24% de Colgate blanqueador. Sólo en los dos dentífricos de Signal el carbonato de calcio, un agente abrasivo suave, es el abrasivo predominante (un 41% en el blanqueante y un 36% en el normal), y está presente también en Colgate blanqueante, aunque en una proporción muy inferior (2,4%).

Los fosfatos, que también tienen una función antisarro, son otro de los agentes abrasivos utilizados. Su contenido osciló entre el 0,2% de Licor del Polo hasta el 4,8% de Binaca blanqueante. El aluminio en cambio es un agente abrasivo en desuso. Sólo Licor del Polo blanqueador lo incluye en su formulación (0,35%).

Según los técnicos de CONSUMER EROSKI los dentífricos deben contar con más de un 25% de sustancias abrasivas (y suspenden la prueba si no llegan al 19%). Los dos de Signal son los mejores en este apartado (46% el blanqueante y 39% el convencional), seguidos, a notable distancia, de Colgate blanqueante (27%). Licor del Polo y Colgate convencionales no llegan al mínimo. Sorprende que Signal básico tenga un poder abrasivo (y, por tanto, blanqueante) superior a los blanqueantes de Binaca y Licor del Polo.

El pH de la saliva en una boca sana se sitúa alrededor del 7, por lo que un dentífrico será mejor si se encuentra entre 6,9 y el 8. Solo tres pastas (las blanqueantes de Binaca, Signal y Colgate) se alejan de esa neutralidad (7), y se sitúan cerca del 9.

Consistencia precisa

Una consistencia excesivamente líquida dificulta la dosificación de los dentífricos, y una espesa hace más difícil sacar el producto del envase. Los ocho incorporan sorbitol, un agente humectante que influye en el aspecto y consistencia de la pasta, desde el 10% de Licor del Polo blanqueador hasta el 35% de Colgate gel. El glicerol, otra sustancia humectante, sólo se encontró en las dos pastas de Colgate y en las blanqueantes de Binaca y Licor del Polo. Licor del Polo y Binaca Aquafresh básico ofrecen la consistencia más adecuada. El producto más diluido es Colgate básico si bien ya indica en su envase que se trata de un gel y no de una pasta.

los dentríficos blanqueantes sólo actuan contra la suciedad adherida al exterior del diente

El flúor previene la caries dental, aumenta la resistencia del esmalte al ataque bacteriano e impide que el ácido orgánico (ácido láctico) disuelva el esmalte. Por tanto, es muy positivo que los dentífricos lo incluyan en su formulación. La concentración máxima que autoriza la legislación Europea es del 0,15%. Por tanto, conviene que se acerquen a este parámetro sin superarlo. Colgate básico clava ese registro (0,15%), los blanqueantes de Colgate y Signal se quedan a una centésima y Signal anticaries y Licor del Polo blanqueante a dos. Licor del Polo clorofila (0,10%) y ambos Binaca (0,11%) son los peores en este apartado.

Contra la placa

Los ocho dentífricos incorporan lauril sulfato de sodio, un tensioactivo aniónico con gran capacidad para desnaturalizar las proteínas y por tanto con una eficaz acción anti-placa. Los dos Signal y Binaca blanqueante (los tres con 1,7% de este compuesto) y Licor de Polo básico (1,5%) son los mejores. Los básicos de Binaca (1,2%) y Colgate (1,3%) son los que incluyen un menor porcentaje de esta sustancia.

Uno de los aspectos más visibles a la hora de valorar la eficacia de un dentífrico es su capacidad para formar espuma durante el cepillado. Para medir el poder espumante se mide cuánta espuma se genera se diluyen 40 gramos de producto en un litro de agua a 50ºC, y se agita durante tres minutos (el tiempo de cepillado recomendado) para comprobar si superan los 390 mililitros de espuma que se consideran adecuados. Colgate gel con flúor es el de mayor cantidad de espuma, que es además la más estable.

Para conocer si los dentífricos causan irritación se pone cada muestra en contacto con células mucosas bucales reconstruidas "in vitro". Cuantas más células sigan siendo viables tras la prueba, mejor será el dentífrico. Si bien ninguna suspendió, ambas pastas de Binaca, las dos de Signal y Colgate básico fueron mejor que el resto.

Calidad final

La calidad final de cada dentífrico viene dada por una media ponderada de todos los ensayos analíticos. La prueba de tolerancia bucal es la que tiene un mayor peso (30%), seguida por la presencia de agentes abrasivos (20%) y flúor (20%). La consistencia y el poder espumante son, cada uno, un 10% del total, mientras que el pH y las sustancias aniónicas representan un 5%.

Así, son considerados muy buenos los dos Signal, por su buena tolerancia sobre la mucosa bucal, alto porcentaje de agentes abrasivos y flúor. Además, incluye como agente abrasivo el carbonato de calcio, más suave que el sílice (común en el resto). Además, Signal convencional incluye una importante fuente de calcio en forma de calcio gluconato. Los dos Binaca, Colgate y Licor del Polo blanqueador se consideran buenos. Los dos primeros no llegan a la excelencia por su escaso contenido en flúor (si bien Binaca convencional ofrece bradosol, con propiedades bactericidas), Colgate convencional por la exigua presencia de agentes abrasivos y los dos restantes por ser menos respetuosas con la mucosa bucal que los mejores. Licor del Polo convencional es el único que no pasa del aceptable. Sólo destaca porque contiene triclosan, una sustancia antibacteriana.

¿Qué opinan los usuarios?

Además de las exhaustivas pruebas de laboratorio, CONSUMER EROSKI quiso comprobar qué opinan los consumidores de estas pastas de dientes. Para ello 60 usuarios las probaron y dieron su opinión sobre un buen número de características. Las que más gustaron fueron Colgate blanqueador y Signal anticaries.

Y las que menos Licor del Polo Clorofila y Binaca antiplaca, mientras que el resto obtuvo resultados intermedios.

Para comprobar si realmente el efecto blanqueante es percibido en un uso normal, los consumidores probaron las ocho muestras sin saber cuáles eran blanqueantes. Los usuarios descubrieron cuáles eran (esto es, en las cuatro notaron sus efectos), y, entre ellas, prefirieron a Colgate blanqueador. La mejor sensación al frescor la dejó también Colgate blanqueador y las que menos destacaron en este apartado fueron Licor del Polo Clorofila y Binaca antiplaca. En cuanto a la espuma generada, sobresale Signal anticaries sobre Licor del Polo Clorofila y Binaca antiplaca. Colgate blanqueador fue el más fácil de aplicar.

Cuando se les preguntó cuáles comprarían para un uso diario, eligieron los cuatro blanqueantes y el peor valorado fue Licor del Polo Clorofila. Las otras tres referencias básicas restantes se quedaron en un grupo intermedio.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto