Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Edición impresa > Lo más práctico > Consultorio legal

Λ

Si deseas que resolvamos tu caso en la revista EROSKI CONSUMER ponte en contacto con nosotros. Sólo serán respondidas y publicadas las consultas que desde la revista EROSKI CONSUMER consideremos más interesantes.

Rechaza el lavavajillas adquirido porque no cabe en el hueco previsto

Compramos un lavavajillas en un comercio. El pago lo hicimos con una tarjeta de crédito y quedaron en instalarlo días después. Antes de que lo hicieran anulamos el pedido, porque el electrodoméstico no nos cabía en el hueco. Se han negado a devolvernos el dinero y nos ofrecen un ticket de compra de 569 euros a gastar en lo queramos de su establecimiento. Argumentan que es la ley. ¿Es cierto?

 El consumidor no tiene derecho a exigir la devolución del importe de la compra, excepto si la tienda accede a ello, o lo ofrece al público por medios publicitarios o en el ticket de compra. Esto significa que el establecimiento, por negarse a devolver el dinero, está actuando conforme a los derechos que le concede la ley y el contrato de compra. Tampoco obliga la ley a entregar un vale para que adquiera otros productos de su establecimiento. La entrega de vales entra dentro de lo que se conoce como 'técnicas de promoción de ventas' y su uso es voluntario, aunque se trate de un incentivo bastante generalizado para dar respuesta a los clientes que quieran devolver artículos.

Ésta es la regla general en los contratos de compra, si bien hay excepciones. Una de estas excepciones consiste en las ofertas o garantías que publicitan algunos establecimientos de devolver el dinero, o de entregar un vale, si el cliente no queda satisfecho. Otra excepción es que exista una causa justificada para resolver el contrato. Estas causas se regulan en la Ley de Garantías de Bienes Muebles. Así, el consumidor podrá resolver el contrato cuando el bien adquirido no sea conforme con el contrato, lo que sucede cuando sus prestaciones o características son diferentes a las ofertadas en el contrato o cuando presenta defectos que no son reparables sin mayores inconvenientes. Ninguna de estas causas justifica en el caso presentado la resolución del contrato porque las medidas del lavavajillas serían las que constaban en la información y publicidad, siendo el producto conforme a la oferta y al contrato, verbal o escrito, de compra. Tampoco busca resolver el contrato porque el producto sea defectuoso (no lo ha recibido ni probado) y el hecho de que las medidas del lavavajillas no se ajusten a su cocina no es un defecto imputable al vendedor. La sugerencia es que el afectado acepte el vale, pidiendo que no esté limitado a un plazo de validez o a otras restricciones.


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto