Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal:


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Finanzas

Λ

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Sobreendeudamiento: Dificultades para pagar los créditos

Las deudas de los hogares españoles han crecido casi dos veces más que el importe de sus activos financieros

El endeudamiento de las familias españolas se ha duplicado en la última década. El hábito de recurrir a los créditos hipotecarios o de consumo se ha instalado en nuestra sociedad y esta fórmula de financiación resulta cada vez más común, no sólo para adquirir una vivienda o un automóvil, sino también un electrodoméstico o un paquete turístico.

  Las últimas cifras publicadas por el Banco de España revelan que la deuda financiera de las familias españolas alcanzó al término de 2004 un nuevo máximo histórico con 595.183 millones de euros, el 74 % del Producto Interior Bruto (PIB) español. Estos nuevos datos ponen de manifiesto que los hogares continúan con un fuerte ritmo de endeudamiento, que originó el año pasado un aumento de las deudas de las familias del orden del 17%, cuando el importe de sus activos financieros (acciones, fondos, depósitos, seguros, dinero en efectivo), por el contrario, creció a un ritmo muy inferior, el 9%.

El endeudamiento crece casi dos veces más que el aumento de la riqueza de las familias, lo que refuerza la desconexión entre consumo y creación de riqueza. Con este incremento, los hogares españoles, que partían de un grado de endeudamiento muy inferior al de la media de los países de la zona euro, la han sobrepasado en muy breve espacio de tiempo.

Nuestras leyes no han previsto medidas para ayudar a las familias que no pueden pagar las cuotas de sus créditos

La deuda financiera de las familias creció en gran medida por el incremento de los préstamos a largo plazo (un 20% más que en 2003), que se situaron en 502.183 millones de euros, superando por primera vez la cifra del medio millón. La fuerte expansión de la financiación para la adquisición de viviendas se produce a través de hipotecas contratadas a tipos de interés variable (60% del total de créditos), abriendo la puerta al riesgo de una quiebra general si los tipos de interés suben en el futuro. Además, estos créditos financian cada vez más a menudo la compra de otros bienes que no son viviendas, asimilándose a verdaderos créditos al consumo.

Un estudio, también reciente, de Genworth, grupo empresarial de seguros y miembro de la Asociación Hipotecaria Española (AHE), sobre las operaciones hipotecarias realizadas en 2004, pone de relieve que el esfuerzo medio (o la renta media neta dedicada) de los hogares españoles en el momento de la contratación del préstamo hipotecario fue del 33%. Para la AHE, el perfil de los hogares con mayor índice de endeudamiento corresponde en la actualidad a aquellos cuyo cabeza de familia es menor de 35 años y ha contratado su préstamo hipotecario después de 2002.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto