Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud > Prevención y hábitos de vida

^

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Fumar en espacios públicos: después de casi cinco años, otro informe de CONSUMER: Los lugares públicos "libres de tabaco" siguen sin respetarse

Fumaban los usuarios, de media, en el 46% de los espacios en los que estaba prohibido, y lo hacía algún empleado en el 24% de los lugares visitados

Ahora o nunca y tablas comparativas

A pesar de que todo el mundo sabe que los fumadores presentan un exceso de mortalidad precoz debido básicamente a enfermedades cardiovasculares, respiratorias y cáncer; a pesar de que cada año se producen más de 50.000 muertes en nuestro país debido al tabaco y que desde 1978 hasta hoy se aproxima al millón el número de muertos pro esta causa, en España se continúa fumando y mucho.

¿Significa eso que el español medio es masoquista, desinformado o lelo? Rotundamente, no. Ocurre que por lo menos un tercio de la sociedad española está sometido a una droga culturalmente arraigada para la que existe una enorme tolerancia social; es verdad que el período de tiempo que transcurre entre el inicio del tabaquismo y sus efectos sobre la salud es dilatado, lo que dificulta la percepción de la relación causa-efecto cuando se produce la enfermedad, y no es menos cierto que las administraciones públicas se resisten a perder los ingentes beneficios que vía impuestos el tabaco les produce y a reconocer que es imposible la coexistencia, en materia de tabaquismo, del binomio negocio y salud. Ocurre, por último, que las tabaqueras saben mantener a la perfección un clima social en el que el debate público sobre el tabaquismo se centre en lo superficial o anecdótico, evitando abordar sistemáticamente el análisis de fondo sobre los condicionantes del consumo.

Las tabaqueras han de captar cada día 8.000 nuevos fumadores -que son los que pierden diariamente por enfermedad, muerte o abandono del hábito- y para ello no reparan ni en gastos ni estrategias. Nada en el negocio del tabaco queda al azar. Si observan movimientos reivindicativos de colectivos que no desean enfermar por humos ajenos, lanzan a sus huestes de escritores, humoristas, tertulianos radiofonistas, siempre bajo el influjo de sustanciosos estipendios que no deben dejarse notar, a levantar la famosa bandera de la intolerancia hacia los fumadores. Si se les prohíbe la publicidad directa invierten en la indirecta, como ocurrió en EE.UU. cuando no se podía publicitar el tabaco en medios de comunicación y se incrementó el consumo de cigarrillos en protagonistas de películas en un 92% , sobre todo si eran de sexo femenino, guapas y triunfadoras en la vida, según un estudio de la Smoking Free Movies Association. ¿Creen ustedes que el tabaquismo intenso que impregna gran número de nuestra series televisivas con jóvenes fumando como posesos es pura causalidad o se debe a imperativos del guión? En 2000, la media de apariciones de fumadores en el cine fue de 10,8 por hora mientras que en 1990 era de 5,9, más o menos la mitad. Nada queda al azar.

La presión de los magnates del tabaco sobre los políticos de cada país es impresionante y difícil de superar en muchas ocasiones. Piensen que el negocio del tabaco está entre los tres más rentables del mundo. Cuando la sociedad civilizada adopta alguna medida contra el consumo de tabaco, los fabricantes de tabaco luchan hasta la extenuación contra ella y si van a perder, al menos pactan para que las modificaciones se demoren y en esos años de carencia, de tregua, puedan seguir convirtiendo en millones de euros sus ventas y planificar nuevas acciones.

En España hemos tenido importantes leyes contra el consumo indiscriminado de tabaco, a las que se les olvidó el pequeño detalle de la obligación de su cumplimiento, hasta que ahora llega el Plan Nacional sobre la Prevención del Tabaquismo que pretende, con un amplio consenso autonómico, tomar en serio la primera causa por la que de forma precoz enferman y fallecen los españoles. Si entre todos conseguimos que se implemente llevaremos un soplo de aire fresco a las próximas generaciones y haremos de nuestro país, privilegiado ya de por sí, uno de los más sanos de Occidente.

Víctor López García-Aranda

Presidente del Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo (CNPT).

TABLA COMPARATIVA

¿Se fuma en los espacios en que está prohibido hacerlo? *
Fuman Usuarios Fuman Empleados
Universidad pública 100% 40%
Estación de autobuses 100% 40%
Estación de trenes 92% 40%
Aeropuerto 100% 20%
Ayuntamiento 50% 27%
Gasolineras 33% 33%
Diputación o Gobierno 50% 20%
Instituto público 42% 20%
Hospital pequeño 33% 13%
Oficina de Turismo 17% 20%
Hospital grande 33% 7%
Inem 17% 13%
Biblioteca pública 17% 0%
Museo 0% 0%
Autobús Urbano 0% 0%
Media 46% 24%

* El ranking de tipos de espacios libres de tabaco se ha calculado concediendo el doble de importancia (respecto de que lo hicieran los usuarios) a que fueran los empleados quienes fumaran.

¿Se intenta evitar que se fume en los espacios en que está prohibido hacerlo?
No hay señalización* Hay zona de fumadores** Reacción incorrecta de los empleados ***
Universidad pública 50% 7% 100%
Oficina de Turismo 50% 0% 100%
Estación de autobuses 42% 0% 100%
Museo provincial 33% 0% 100%
Autobús Urbano 27% 0% 100%
Diputación o Gobierno 25% 0% 100%
Instituto público 25% 0% 80%
Estación trenes 25% 0% 91%
Ayuntamiento 17% 0% 100%
Biblioteca pública 17% 0% 100%
Hospital pequeño 8% 0% 92%
Hospital grande 8% 8% 100%
Aeropuerto 8% 42% 92%
Gasolineras 8% 0% 75%
Inem 0% 0% 100%
Media 23% 4% 95%

Porcentaje de los lugares visitados que carecían de señalización de prohibido fumar

** Porcentaje de los espacios visitados que contaban con zona de fumadores

*** Al ver los técnicos de CONSUMER personas fumando, preguntaban -sin identificarse como investigadores periodísticos- a un empleado si se podía fumar. Se valoró únicamente como respuesta correcta que dijeran que no se podía fumar y que se lo comunicaran así a los usuarios que fumaban.

¿Se vende tabaco en las instalaciones de los espacios en que está prohibido fumar? *
Estación de autobuses 100%
Estación trenes 100%
Aeropuerto 100%
Gasolineras 93%
Universidad pública 87%
Hospital pequeño 13%
Museo provincial 13%
Instituto público 7%
Hospital grande 0%
Ayuntamiento 0%
Diputación o Gobierno 0%
Biblioteca pública 0%
Inem 0%
Oficina de Turismo 0%
Autobús Urbano 0%
Media 35%

* Proporción de los lugares visitados en los que se podía adquirir tabaco.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto