Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Solidaridad > Proyectos y campañas

Λ

Campos de trabajo: Ocio altruista para verano

Aúnan ocio estival con trabajo no remunerado y permiten convivir con personas de otras ciudades, culturas y países

  Arrancar maleza del Camino de Santiago, recuperar una vieja escuela y convertirla en residencia de ancianos, canalizar agua desde un pozo hasta un poblado, regenerar montes que fueron pasto de las llamas o acompañar a personas con minusvalía durante sus vacaciones son algunas actividades que cada verano reúnen a cientos de jóvenes europeos en torno a lo que se conoce como campos de trabajo. Se trata de aunar el tiempo de ocio estival con trabajo no remunerado, a la vez que se convive con personas de otras ciudades, culturas y países. Los requisitos para participar en campos de trabajo, cuyas ofertas tramitan las instituciones autonómicas y se hacen públicas a partir de abril, son tener más de 16 años y menos de 25 años (aunque hay destinos más especializados que buscan profesionales sin importar su edad), abonar los 60 euros que dan derecho al alojamiento y a la manutención durante los 15-20 días en los que habitualmente se prolonga el encuentro (el traslado corre por cuenta del voluntario) y acatar unas sencillas normas que se resumen en respetar a los demás y cumplir con las obligaciones que marca la organización.

Proyectos muy diversos

En un campo de trabajo lo fundamental es desarrollar un proyecto, lo que exige seriedad y asumir responsabilidades

La idea nace a finales de la Primera Guerra Mundial. Diversas organizaciones humanitarias aprovecharon la infraestructura y la red de voluntariado joven para organizar grupos que, durante los meses de verano, dedicaran su tiempo a rehabilitar infraestructuras de pueblos y ciudades devastadas por la contienda. Décadas después se mantiene la propuesta de destinar quincenas de estío y vacaciones a trabajar de forma voluntaria en pequeños proyectos arqueológicos (restaurar iglesias, excavar en ruinas), medioambientales (limpiar riberas de ríos y costas marítimas, repoblar montes, levantar cortafuegos) o humanitarios (acompañar a ancianos o personas con minusvalía, colaborar en campos de refugiados). Se trata de una actividad que va más allá de los campamentos que permiten conocer otras culturas, una modalidad también muy extendida; en los campos de trabajo el voluntario se compromete a trabajar sin recibir a cambio remuneración alguna.

Gestionados por la Administración

El Servicio de Voluntariado Internacional coordina los proyectos en la Comunidad Europea, Estados del área y otros países mediterráneos (Turquía, Marruecos, Túnez) e incluso en Estados Unidos y Canadá. Sin embargo, la gestión y la publicación de ofertas corresponde a cada comunidad autónoma aunque, en ocasiones, también entidades privadas sin ánimo de lucro (ONG sobre todo) incluyen entre sus proyectos campos de trabajo. Este año está previsto que después de Semana Santa las instituciones comuniquen los destinos y las plazas a cubrir y abran el plazo de inscripción. Las normas les llevan a no acoger a más de 2 personas de la misma provincia en la que se desarrolla el trabajo y los límites de plazas vienen marcados por el cupo otorgado a cada comunidad. La plaza se consigue, salvo si se precisa de unos determinados conocimientos, en función de la fecha de inscripción y no hay inconveniente en ser apuntado en más de un destino.

Entre 5 y 7 horas de trabajo diario

Los 60 euros que se abonan dan derecho a alojamiento, comida y seguro de accidentes durante la estancia, aunque el traslado siempre corre a cargo del voluntario. Los campos de trabajo no prometen lujo ni comodidades, se duerme tiendas de campaña o habitáculos rudimentarios y a menudo las colchonetas en el suelo hacen de cama. Dependendiendo del proyecto, además, la preparación de comidas y la logística son también responsabilidad de los integrantes del grupo. Esta actividad se suma al tiempo de trabajo, que se desarrolla de lunes a viernes durante 5-7 horas al día y preferentemente por mañanas. Si bien en los campos de trabajo siempre hay monitores especializados que dirigen el proyecto y en ocasiones se ofrecen otras actividades para ratos de ocio, son los propios participantes los únicos resposables de organizar su tiempo libre.

No son para practicar idiomas

Aunque la mayoría de destinos son nacionales, salir al extranjero es un atractivo añadido de los campos de trabajo por las oportunidades que brindan para practicar idiomas. No obstante, ese no es el objetivo de estas actividades. Y con el fin de asegurarse de las verdaderas intenciones de un voluntario, algunos campos de trabajo de países de habla inglesa exigen a los paticipantes, antes de admitirlos, que demuestren haber realizado con anterioridad labores de voluntariado. En otros destinos, aunque el conocimiento de la lengua no es determinante, se precisan nociones mínimas del idioma o idiomas en que se desarrollará el campo de trabajo (normalemente la lengua local y el inglés) para asegurar la comunicación entre los integrantes del campo.

Mosaico cultural

La participación de personas de distintos lugares conviviendo bajo los principios de respeto mutuo y solidaridad, trabajando desinteresadamente para lograr objetivos comunes, permite conocer diferentes realidades sociales, culturales, económicas, etc., tanto de las personas que participan en el proyecto, como del país o región donde se desarrollan. Los campos de trabajo, a diferencia de colonias o campamentos, son espacios donde se requiere una máxima participación e implicación de los voluntarios en cuestiones comunes que afectan al desarrollo de la actividad.

Para apuntarse a un campo de trabajo

  • Hay que ser consciente de que, por mucho que también ofrezcan la oportunidad de conocer gente nueva, su objetivo es desarrollar un proyecto. Para lograrlo hay que trabajar y aceptar las responsabilidades que forman la idiosincrasia del campo.
  • Para informarse se puede contactar con el Instituto de la Juventud (INJUVE) en el teléfono 913637700. También se puede acudir a la institución que en cada comunidad autónoma se encarga de tramitar actividades juveniles (Consejerías e Institutos de la Juventud, Casas de la Juventud...).
  • Conviene tener presente que la elección del campo y la posibilidad de conseguir plaza dependerá de la fecha de apuntarse: conviene estar atento.
  • No son gratuitos, aunque sí muy económicos: cuestan aproximadamente 60 euros, que incluyen el seguro sanitario.
  • Hay que recordar que el traslado corre siempre a cuenta del voluntario.
  • Si el destino es en el extranjero, la organización local puede exigir al voluntario nociones de la lengua de aquel país.

Reglas que rigen los campos

  • Cumplir con las obligaciones concretas del trabajo propuesto.
  • Aceptar las indicaciones de responsables y resto de participantes referentes a cuestiones consensuadas de carácter organizativo.
  • Contribuir a la consecución de los objetivos del campo.
  • Cumplir los horarios previamente establecidos.
  • No consumir bebidas alcohólicas u otro tipo de drogas.
  • La incorporación al campo debe realizarse el primer día de cada turno.
  • El voluntario no podrá ausentarse del campo si no es por causa justificada. Si lo hace, deberá firmar una carta en la que explica los motivos de su renuncia.
  • No está permitido usar vehículos particulares durante la celebración del campo de trabajo.
  • Se debe mostrar respeto hacia los compañeros, con independencia de su sexo, religión, raza, ideas políticas o religiosas.

Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto