Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Educación > Otras formaciones

Λ

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Aprender idiomas en grandes academias: Horarios flexibles y cursos personalizados, pero tarifas poco económicas

Aprender un nuevo idioma conlleva un considerable un esfuerzo y una cuantiosa inversión de tiempo y dinero. La elección del método de enseñanza será una de las claves que condicionará que el aprendizaje resulte exitoso.

  A los tradicionales centros de enseñanza y Escuelas Oficiales de Idiomas, hay que añadir otra manera de familiarizarse con un idioma, basado en la utilización de la tecnología multimedia, y que se imparte en grandes academias.

Expertos en enseñanza de idiomas afirman que ningún método para aprender idiomas garantiza un éxito total con todos los alumnos, ya que las cualidades personales y cognitivas del estudiante y su motivación influirán sobremanera en el resultado final. Las personas menos disciplinadas, por ejemplo, requieren habitualmente ser obligadas a asistir a clase y para éstas las academias de siempre, con días y horarios fijos, podrían ser más apropiadas. Pero características como la timidez, la sociabilidad, la memoria (visual o auditiva), la capacidad de aprendizaje y el nivel de estudios también determinarán el tipo de método que mejor se adapta a cada alumno.

Las ventajas de las grandes academias radican en la flexibilidad de horario (el alumno acude al centro a la hora que más le conviene, ya que permanecen abiertos de lunes a viernes, desde las 8:00 hasta las 22:00 de la noche ininterrumpidamente, e incluso los sábados a la mañana) y en los cursos `a la carta': se evalúan los conocimientos del estudiante mediante un examen y se fijan los ciclos que debe aprobar para alcanzar el nivel que desea. De esta manera, el alumno no depende de un grupo ni del progreso de éste para cumplir su objetivo, ni pierde clases y queda rezagado si no asiste a las lecciones. Las desventajas de estos centros frente a las academias tradicionales son evidentes: a la disciplina que exigen hay que añadirle el precio, mucho más alto (una matrícula de hasta 25.000 pesetas y mensualidades, según la forma de pago, que rondan las 14.000 pesetas) que en academias tradicionales (donde la matrícula cuesta 4.000 pesetas y las mensualidades 7.000 pesetas) o escuelas oficiales de idiomas (en las que los cinco cursos anuales necesarios hasta alcanzar el último nivel, aptitud, cuestan en torno a 31.000 pesetas en total).

En cuanto al método de enseñanza, estas grandes academias incluyen una novedad entre sus herramientas de trabajo frente a las academias tradicionales: el entorno multimedia, que consiste en utilizar ordenadores equipados con programas informáticos expresamente desarrollados para aprender idiomas. Mediante este sistema, el alumno realiza parte del aprendizaje de manera individual y el ordenador corrige sus errores. La ventaja de este sistema es enorme para personas tímidas, por ejemplo, que prefieren aprender a pronunciar en privado para pasar posteriormente a clases de grupo. Además, el ritmo de trabajo lo marca el propio alumno. La desventaja viene dada por la monotonía que supone permanecer meses y meses en un entorno que aburre al estudiante: los cursos de estos centros son habitualmente largos y el alumno debe pasar muchas horas delante del ordenador realizando siempre el mismo tipo de ejercicios. Aparte del entorno multimedia, todas estas academias organizan múltiples actividades para fomentar la utilización del idioma que se está aprendiendo: excursiones, visionado de películas en versión original, la hora del té, encuentros informales el un pub irlandés... Por otro lado, estas academias multimedia también posibilitan a sus alumnos que preparen exámenes de reconocido prestigio, para responder a la demanda de las empresas de aportar de certificados que acrediten el nivel de conocimientos de un idioma.

La forma de pago de estos grandes centros suscita numerosas dudas y es radicalmente diferente a la utilizada en las academias tradicionales: en las primeras se abonan los cursos al contado y por adelantado, en tres o cuatro plazos (el primero al iniciar el curso y los siguientes dentro de los tres meses posteriores) o se financia el pago a través de una entidad bancaria que se encargará de descontar al cliente cuotas mensuales de alrededor de 14.000 pesetas. Así, estos grandes centros aseguran sus ingresos a pesar de que el alumno decida abandonar el curso.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto