Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal:


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Servicios y hogar

Λ

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Mochilas escolares con ruedas: Cumplen su función, pero con diferencias

CONSUMER ha analizado 7 muestras de carromochilas, o mochilas con ruedas, aunque una de ellas (Mickey ) no debe calificarse como mochila ya que no dispone de tirantes y sólo se puede utilizar como carro. Costaban entre 2.995 pesetas (Pepsi) y 8.775 pesetas (Busquets)

  Se han estudiado sus características de composición y construcción y la información que ofrecen en el etiquetado. Además, se ha sometido a las siete muestras a diversas pruebas de resistencia. Teniendo en cuenta los resultados globales, la mejor relación calidad-precio es Pepsi, la más barata y con buenos resultados aunque en resistencia al desgarro es una de las peores (en cualquier caso, aprobó también en ese apartado). De todos modos, Jaimarc y Head son las dos mejores carromochilas analizadas. Busquets (la más cara) también quedó entre las mejores aunque su resistencia a la tracción es sólo aceptable. Es la de construcción más completa y práctica: presenta reforzada toda el área de la espalda, el asa es extraíble y los soportes inferiores son metálicos. Mickey (4.595 pesetas), por su parte, es algo inferior a las anteriores pero sus prestaciones fueron correctas. Safta (5.200 pesetas), y más acusadamente Brinco (6.450 pesetas), cuyas ruedas se doblaban, se comportaron mucho peor que las demás en la prueba de carga.

En general, responden a las expectativas si bien debe hacerse constar la excepción de las dos carromochilas que fallaron en la prueba de resistencia a la carga: Brinco y Safta. .

Han de ser muy resistentes

Una carromochila debe soportar las idas y venidas al colegio frecuentemente con más peso del que están diseñadas para soportar. Y por verse, además, sometidas a un trato no muy delicado (se arrastran, se golpean, se suben y bajan al bus o al coche, se dejan en cualquier lado...) deviene esencial que resulten muy resistentes: deben durar el mayor tiempo posible en buenas condiciones. Con el objetivo de comprobar este extremo, se ha sometido a las siete carromochilas a diversas pruebas de resistencia. La primera consiste en un ensayo que mide la resistencia que demuestran ante el desgarro el tejido con el que están fabricadas.

Los valores registrados variaron mucho. La menos resistente fue Pepsi (sólo soportó 17,5 Newton de fuerza), y le siguió Mickey. Pero ambas se valoraron como aceptablemes en este apartado. Brinco, Busquets y Safta obtienen una buena calificación aunque fueron Jaimarc y Head (aguantó 87 Newton, cuatro veces más que Pepsi) quienes mejor superaron la prueba.

Tampoco es extraño que un bolígrafo, una grapadora, un compás, una tijera o cualquier útil escolar acabe agujereando la mochila. Se las ha sometido en laboratorio a una simulación de la resistencia del tejido a la perforación por un objeto punzante. Vuelve a destacar Head como la más resistente. Le sigue de cerca Pepsi, y tras ellas Jaimarc, Brinco, y Busquets, las tres buenas ante la perforación. Mickey y Safta son sólo aceptables en este aspecto.

Tirantes, asa, cremalleras y ruedas, puntos débiles

La carromochila, con el uso, tiende a romperse por las cremalleras, cuando no son los tirantes los que se descosen o rompen. En una prueba de resistencia de estas piezas se comprobó cuanta fuerza soportaban antes de romperse. El valor aceptable fue estimado en de 130 Newton (unidad de fuerza) para los tirantes y 260 Newton para las cremalleras. Todas las muestras superaron estas fuerzas, aunque con diferencias. Destaca Pepsi, con valores muy buenos tanto en tirantes como en cremalleras. Head es la que mayor resistencia presenta en la cremallera y ofrece un buen nivel en los tirantes. También aguantan satisfactoriamente estos dos elementos en Jaimarc. Por su parte, Brinco, Mickey y Safta tienen las cremalleras que menos aguantan, aunque su resistencia a la fuerza se entendió aceptable.

Por contra, los tirantes de Brinco y Safta sí son resistentes (Mickey carece de ellos). En Busquets, la cremallera es muy resistente pero no así sus tirantes aunque se hallen dentro de lo aceptable.

Y, cómo no, con frecuencia las mochilas van más cargadas de lo adecuado y ruedas y tirantes sufren el exceso de peso. Se realizó un ensayo cargando las mochilas con 25 kilos (más del doble de la carga recomendable para estas carromochilas) y observando la resistencia de las partes críticas: asa, tirantes y ruedas. Ninguna acusó problemas en el asa o los tirantes. Sin embargo, en Brinco las ruedas quedaron dobladas y en Safta la rodadura no era uniforme. Las demás no manifestaron problemas. Por tanto, Safta y Brinco no superaron la prueba de sobrecarga.

Aprovechemos la ocasión para comentar que la principal víctima del sobrepeso no es la mochila, sino la espalda del usuario que, cargada con pesos desmedidos, puede ocasionar molestias e incluso lesiones en la espalda.

Bajo la lluvia y el calor, sin problemas

Las siete muestras se sometieron a un ensayo técnico de simulación de lluvia que se usa para analizar mochilas de monte. Se mantuvieron durante dos horas bajo una idéntica dosis de "lluvia" a un elevado nivel de atmósferas de presión. Ningún tejido caló, aunque se introdujo algo de agua por las costuras y bolsillos en todas las muestras. Teniendo en cuenta la dureza de la prueba y el uso para el que están diseñadas estas carromochilas, los resultados se consideraron satisfactorios en todos los casos.

Además, se sometieron a una temperatura de 70 grados centígrados durante 4 horas con el fin de comprobar su comportamiento frente al calor, y ninguna se deformó, por lo que todas superaron con bien el examen.

Con protección, más cómodas y seguras

El armazón de la mochila es de gomaespuma en Safta, Busquets, Jaimarc y Brinco, y de plástico rígido en Pepsi, Head, y Mickey. Se ha entendido como mejor el armazón de goma espuma por resultar más confortable para el usuario que porta la mochila en la espalda.

Un detalle importante en el confort del manejo de este producto es el refuerzo de las mochilas en la zona de los riñones. La mejor es Busquets, que presenta reforzada la zona de los riñones y toda la espalda. La peor es Mickey, sin refuerzo alguno. El resto tiene reforzada sólo la zona de los riñones.

Además de los tirantes y el mango para llevar la mochila como si de un carrito se tratara y liberar a la espalda de este cometido, salvo Pepsi y Brinco, las carromochilas disponían de un asa en la zona superior. Y (excepto Mickey) disponen de tirantes ajustables para la función mochila. En la parte inferior, además de las ruedas, todas cuentan con unos soportes que permiten mantener la mochila en posición vertical. Salvo en Busquets (de metal), estos soportes son de plástico. Busquets es, además, la única en la que el sistema de tiro (el mango) es fácilmente extraíble, por lo que puede quedar exclusivamente como mochila. Por otro lado, todas presentaban un correcto acabado y sin defectos apreciables. En resumen, en cuanto a construcción y características físicas destaca Busquets (la más cara) por el refuerzo de la espalda, el mango extraíble y el soporte inferior metálico.

Los materiales exteriores de estas carromochilas son, en general, una mezcla de plástico y fibras sintéticas: nylon y PVC (en Safta y Mickey), poliéster y PVC (en Brinco y Busquets), poliéster plastificado en Jaimarc, nylon plastificado en Head, y poliéster en Pepsi. Las dimensiones son similares, con una altura de entre 40 y 45 centímetros y una anchura de 30 a 33 centímetros. Y la profundidad varía entre 13 y 20 centímetros.

La capacidad por su parte, varía entre los 17 litros de las más pequeñas (Safta, Busquets, y Head) y los 27 litros de Brinco. Mikey, Pepsi y Jaimarc tienen una capacidad intermedia: entre 22 y 24 litros. En cuanto a la seguridad, se ha valorado (de acuerdo a la norma europea EN 071/1), la seguridad de bordes, juntas, fijaciones, elementos rígidos y plegables.

Aspecto importante éste, al tratarse de un producto que va a estar en manos de niños y jóvenes, todas las muestras lo cumplen perfectamente.

Etiquetado, correcto

La norma de etiquetado que corresponde a este artículo es la de productos industriales vendidos al consumidor final. No tiene legislación específica (como sí la tienen los alimentos, cosméticos y textil), y el etiquetado de las carromochilas debe indicar, como mínimo, la denominación del producto y la identidad (nombre y dirección) del fabricante, importador, o vendedor.

Además, la norma indica que en determinados casos se debe señalar la composición (cuando la aptitud al consumo dependa de los materiales empleados en la fabricación, o sea una característica determinante de la calidad, eficacia o seguridad del producto), el plazo recomendado de uso y las instrucciones de uso, mantenimiento y seguridad (cuando esta información sea necesaria para un uso correcto y seguro del producto).

En las carromochilas, la información requerida es: denominación e identificación del fabricante. No parece que la composición sea determinante para la calidad o seguridad de este producto. Y el resto de apartados no serían de aplicación. Todas las carromochilas indican los datos del fabricante pero Safta, Head, y Pepsi no señalan la denominación del producto. Algunas aportan información adicional: Safta, Mickey y Busquets indican la composición de sus materiales y facilitan instrucciones de mantenimiento, y Safta proporciona instrucciones de montaje.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto