Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal:


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Sociedad y consumo

^

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Visitados y analizados 22 zoos y aquarium de todo el país: Han de mejorar en conservación de animales y en educación ambiental

Biólogos especialistas en espacios protegidos y fauna salvaje, acompañados de técnicos de la revista CONSUMER, han visitado y analizado, durante los meses de febrero y marzo de este año, 22 zoos y aquarium de muy diversos tamaños y características repartidos por todo el país

Uno de cada tres, mal en conservación

  En lo que afecta a la conservación de las especies mediante programas concretos y en el trabajo destinado a fomentar y preservar el bienestar animal, suspende el 36% de las instalaciones. Los más criticables son el zoo de Córdoba, el Aquarium Terrarium de Madrid, el Zoo de Vigo y el Río Safari Elche. El Zoo de Barcelona obtuvo una calificación inmejorable.

Otro sobresaliente recayó en el de Jerez de la Frontera. No son de recibo, por ejemplo, las guaridas de los osos de Safari Madrid, que consisten en grandes tubos de hormigón. Es destacable que sólo el zoo de Cabárceno (Cantabria) proporciona un trato digno a los reptiles, cuyo bienestar es menospreciado por casi todos los centros. Donde más fallan, de todos modos, en la inexistencia de programas de cría en cautividad de especies amenazadas y de programas para reintroducir especies en la naturaleza. Tampoco se presta la atención suficiente a la protección de los animales respecto de ciertas libertades que se toman los visitantes menos concienciados. La parte más positiva es el estado físico aparente de los animales que se calificó, en general, de más que aceptable.

Cómo se hizo

  • Un equipo de biólogos especialistas en espacios protegidos y conservación de animales, tras establecer un cuestionario y fijar un sistema de valoración y ponderación, visitó y analizó, en febrero y marzo de 2000, un total de 22 zoos y aquarium de todo el país.
  • Los técnicos recorrieron las instalaciones de cada centro. Posteriormente, mantuvieron una entrevista con el responsable de cada recinto y estudiaron los documentos internos (gestión, relaciones con entidades...) del centro.
  • Se analizaron , en cada centro, 47 variables divididas en cuatro grupos. El primero es la atención al visitante y la calidad lúdica y educativa del centro, y agrupa 25 cuestiones, entre ellas los accesos al centro, aseos, hostelería, y las medidas para garantizar la seguridad del público frente a los animales. Se comprobó la atención médica que dispensa el centro a los visitantes y si cuenta con plan de emergencia. También se ha contabilizado el tiempo que permanecen abiertos al público, y se anotó si había señales para orientarse en el interior del recinto. Asimismo, se ha tenido en cuenta las visitas guiadas que se ofrecen, la atención personalizada y el material divulgativo, además de las actividades que promueve el centro y la facilidad de toma de contacto con el zoo (Internet, teléfono, fax y correo electrónico). Se ha comparado el grado de adaptación de las instalaciones a las necesidades de los minusválidos, los puntos de información interactivos, las estructuras dedicadas a la interpretación ambiental y las publicaciones del centro. Se evaluaron también los espacios en que viven los animales, así como la facilidad para la observación de las especies, la cercanía física a ellas y el número de crías que se pueden ver. Por último, la calidad y diversidad de exhibiciones y actuaciones protagonizadas por los animales.
  • El segundo grupo es la educación ambiental. Se comprobó si el centro cuenta con un programa documentado de educación, la cantidad y calidad de la información (carteles, paneles...) a la que puede acceder el público en el recinto, el material educativo que ofrece el centro y las actividades y exhibiciones educativas que organiza.
  • El tercer apartado, la conservación, comprende los programas de cría en cautividad, de reintroducción en la naturaleza de especies concretas, y otros servicios de conservación de la fauna. También se evalúan los ambientes que habitan los animales, así como su estado físico y anímico y su seguridad frente a las posibles insensateces del público. También se comprobó la existencia de carteles que recuerden a los usuarios cuál debe ser su comportamiento ante los animales, y se averiguaron las técnicas de manejo y control (contracepción, eutanasia sin dolor, necropsias...) de las especies en cada centro.
  • El cuatro bloque era el trabajo de investigación. Se analizaron los proyectos de investigación en que cada centro trabaja en la actualidad, las aportaciones científicas publicadas en los últimos cinco años, la pertenencia a organizaciones e instituciones y los programas coordinados con otros centros o instituciones.
  • Una vez recabada toda la información de cada centro, se realizó el informe final. Los criterios de ponderación del valor de cada cuestión dentro de cada apartado (muy distintos: la seguridad del público frente a los animales merece un valor de hasta 5 puntos mientras que la existencia de área recreativa infantil "vale" 0,5 puntos) fueron consensuados por los técnicos de CONSUMER y los expertos. En cuanto a los criterios de ponderación de cada apartado respecto de los otros tres, se decidió que los cuatro representaran lo mismo (25% cada uno) a la hora de obtener la media final de cada centro.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto