Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal:


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Servicios y hogar

Λ

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Limpiamuebles: Los caros no son mejores

Se han analizado seis muestras de limpiamuebles: Pronto, Clen, O'Cedar, Fixpolvo, Pot Ent y Politus. El contenido de los envases (cinco de ellos eran aerosoles y uno, pistola pulverizadora) varía entre 300 y 400 mililitros, y las diferencias en precio son notables: el más barato, Pot Ent, sale a 450 pesetas el litro, mientras que el más caro, Clen sale a 1.320 pesetas el litro. Estos productos deben servir para limpiar, proteger, cuidar y dar brillo a los muebles de madera.

  Los criterios de calidad barajados por el laboratorio son la facilidad de empleo, la evolución de la brillantez en el mueble tratado, la eficacia en la resistencia al agua, el aspecto de la superficie tratada y la evolución del aspecto resbaladizo. Posteriormente, se efectuó, tras la valoración de cada uno de estos y otros parámetros (como el del tipo de propulsor: aire, propano-butano, o ninguno), una calificación final de cada muestra. La primera conclusión es que todos los limpiamuebles son correctos. Destacaron O´Cedar y Pronto por ser los únicos que consiguieron la calificación de "muy satisfactorio". Les sigue Fixpolvo que mereció un "satisfactorio", mientras que los demás hubieron de conformarse con un "correcto". O´Cedar, Fixplovo, Pot Ent y Politus mejorarían su seguridad si no usaran como propelente sustancias tan inflamables como el butano-propano. En este aspecto, los mejores son Pronto, con aire como propelente y Clen, único que no usa propelentes.

Por otro lado, Clen se ha mostrado inferior a los demás en la evolución de la brillantez del mueble, y lo propio le ha ocurrido a Politus en la evolución del aspecto rebaladizo. O´Cedar es la mejor relación calidad-precio, por ser económico (940 pesetas el litro) y de muy buena calidad. Otra opción es Pot Ent, el más barato (450 pesetas el litro) y con unas prestaciones correctas.

¿Limpian, brillan y dan esplendor?

Si derramamos agua sobre un mueble, quedarán marcas. Cuanto más hidrófobo (capacidad de repeler el agua) es el soporte, menos marcas quedarán y más protegida se mantendrá la superficie. La mayor protección ante el agua la ofrece Politus (su forma aceitosa es una barrera para los líquidos), y le siguen Pronto, O´Cedar y Fixpolvo, que son casi iguales y dejan pocas trazas aparentes, mientras que Pot Ent y Clen dejaron marcas algo más evidentes. Para valorar la calidad de estos productos es necesario también medir la ganancia de brillantez de la superficie del mueble después del tratamiento. Pronto y O´Cedar proporcionan el mejor brillo, seguidos de Fixpolvo, Politus y Pot Ent. Clen es el que menos brillo aporta al mueble. Otra de las prestaciones más valoradas en estos productos es que, una vez aplicados, la operación de quitar el polvo resulte más sencilla. Para calcular esta capacidad se midió el aspecto resbaladizo de la superficie tratada en comparación con su estado inicial: cuanto más resbaladiza sea la superficie más fácil resulta eliminar el polvo. Fixpolvo, Pronto y O´Cedar mejoran satisfactoriamente el aspecto resbaladizo de la superficie. Pot Ent no modifica este aspecto, y Politus, probablemente a causa de su fórmula aceitosa, concede a la superficie un aspecto menos resbaladizo que el que tenía, por lo que su prestación se calificó como insuficiente. El brillo, por su parte, contribuye a mejorar el aspecto de limpieza del mueble y a realzar su belleza. Se ha medido en laboratorio la ganancia de brillantez de la superficie después de su tratamiento con los limpiamuebles. Pronto y O´Cedar proporcionan el mejor brillo, seguidos de Fixpolvo, Politus y Pot Ent, siendo Clen el que menos brillo consigue. Para evaluar el brillo se ha cuantificado la intensidad luminosa de la superficie tratada, midiendo su color antes y después del tratamiento, ya que un incremento del color proporciona brillo y una cierta profundidad de brillo a la superficie. Pronto y O´Cedar son los que mejor realzan ese brillo, mientras que Clen es el menos satisfactorio. El resto (bien Fixpolvo y Politus y sólo correcto Pot Ent) demostraron una acción abrillantadora algo inferior a la de los dos mejores.

Modo de aplicación, mejorable en todos

En primer lugar, se ha evaluado cómo se aplica cada producto, cara a la obtención de una superficie lustrosa y sin trazas (estrías, jaspeados, regueros). Politus, gracias a su estructura líquida y aceitosa, es el más fácil de aplicar. Clen y Pot Ent, por su composición líquida, son más fáciles de untar que Pronto, O´Cedar y Fixpolvo. El lustrado ha sido valorado en todas las muestras entre fácil y correcto, si bien destaca Politus por dejar una capa muy grasa en la superficie sin dejarla muy lustrada. En cuanto a la forma y cantidad en que sale el producto, Politus y O´Cedar presentan los conos más débiles, lo que es una ventaja para usar el aerosol directamente, incluso en superficies reducidas. Sólo Pronto tiene un cono ancho, lo que obliga al usuario a pulverizar sobre el trapo cuando las superficies a limpiar son pequeñas. El resto (Pot Ent, Fixpolvo y Clen) presentan conos intermedios. En lo que se refiere a la calidad de difusión, en Pronto (aerosol) y Clen (pulverizador) la presión de pulverización es débil; de hecho, se registraron pérdidas de producto en la atmósfera antes de la llegada a una superficie vertical y además, quedó parte del producto en la salida de la boquilla. Los demás presentan una calidad de pulverización satisfactoria, si bien la valoración de Politus baja a sólo correcta porque el color rojo del producto puede manchar otros materiales que se encuentren cerca de la superficie a tratar (tapicería, paredes, ...). Por tanto, en general, las muestras presentan una facilidad de uso sólo correcta, ya que todas tienen aspectos a mejorar.

Conviene, por otra parte, saber que la aplicación de una nueva capa de limpiamuebles no sustituye la capa antigua sino que se acumula; por ello, las aplicaciones sucesivas del producto podrían producir una acumulación de capas que el usuario apreciaría como una superficie más mate o con aspecto de superficie no suficientemente limpia. En los productos comparados, se ha evaluado si una nueva capa ensucia o no la superficie sobre la que se aplica diariamente el producto. No se ha observado ensuciamiento de la superficie con ninguno de ellos.

Más seguro, sin butano-propano como propelentes

Generalmente, los limpiamuebles se presentan en aerosol (spray). Este es el caso de Pronto, O'Cedar, Fixpolvo, Pot Ent y Politus. El único con pistola pulverizadora es Clen. Los aerosoles, normalmente, contienen sustancias propulsoras (propano-butano, que sustituyen a los anteriormente utilizados CFC, que dañan la capa de ozono) muy inflamables. Este peligro no existe en la presentación en pistola ni tampoco cuando la propulsión se hace con aire, como ocurre en Pronto. Las demás muestras en aerosol (O'Cedar, Fixpolvo, Pot Ent y Politus) indican en su etiquetado "Extremadamente inflamables". Estos envases de aerosol deben manipularse con precaución y almacenarse en lugares adecuados. Hemos de protegerlos de los rayos solares y evitar exponerlos a temperaturas mayores de 50 grados. Tampoco los perforaremos, ni siquiera una vez usados. Otra medida es no pulverizarlos hacia una llama o cuerpo incandescente, y mantenerlos lejos de cualquier fuente de ignición. Abstengámonos de fumar mientras usamos estos aerosoles, y de inhalarlos o vaporizarlos hacia los ojos o sobre una piel irritada.

Dejando a un lado las cuestiones sobre seguridad, la dificultad de la propulsión al aire reside en obtener una buena micropulverización. Con el aerosol, las partículas pulverizadas son generalmente más gruesas, lo que puede acarrear pérdidas de producto, que se depositan fuera de la superficie a la que tenían que llegar. Algunos dejan depósitos y derrames del producto en la salida de la boquilla, que pueden obstruir la salida del producto en posteriores utilizaciones.

Los aerosoles (exceptuando Pronto, que utiliza aire como propelente) contienen entre un 11% (Fixpolvo) y un 35% (Politus) de butano-propano. Ello hace que estos aerosoles (exceptuando Pronto) sean muy mejorables en su seguridad. Pronto, aún utilizando aire como propelente, es un producto en el que su etiqueta dice que el 20% de su masa está formada por componentes inflamables, aunque esta circustancia no ha sido detectada en el análisis. La explicación que dieron los técnicos es que quizá esta muestra utiizaba un texto antiguo, no adaptado al nuevo producto, que no usa propelentes inflamables. Clen, que no incorpora propelente alguno, incluye las advertencias: "Manténgase fuera del alcance de los niños. No ingerir. En caso de ingestión accidental consultar al Servicio Médico de Información Toxicológica", propias de cualquier producto de limpieza.

Ceras y aceites, el mejor tratamiento

El producto activo más frecuente en las fórmulas de estos limpiamuebles es una emulsión de agua en aceite de estructura cremosa, en la que predomina el aceite. Cuanto más cremosa es la emulsión, menos fácil es el untamiento pero se consigue una aplicación más uniforme de la película y una acción más prolongada del producto, lo que aumenta la duración del tratamiento, haciéndolo más económico, y favorece la limpieza. La emulsión de agua en aceite es la más común; no obstante, hay también emulsiones de aceite en agua, en las que predomina el agua.

En la formulación también pueden encontrarse derivados siliconados que proporcionan brillo y aumentan la hidrofobia de las superficies tratadas, además de ceras minerales (de síntesis) o naturales (de abeja, de carnauba, etc) y aceites no secantes que forman una película hidrófuga que repele el agua. Asimismo, pueden contener un agente emulsionante de la fase agua/aceite (que se forma al añadir un tensoactivo catiónico o aniónico a un tensoactivo no iónico) y un disolvente (generalmente, compuestos petroleros alifáticos), para la solubilización de agentes hidrófobos (aceites de siliconas y ceras), que contribuyen a la función limpiadora de estos productos, sobre todo para eliminar los depósitos grasos.

Pronto, O´Cedar y Fixpolvo son una emulsión estable de agua en aceite (es más difícil de elaborar que la de aceite en agua), que facilita la eliminación de manchas grasas. Fue mejor la estabilidad de la emulsión de Pronto y O´Cedar, por su perfecta homogeneidad. Pot Ent y Clen son una emulsión líquida homogénea de aceite en agua cuyos resultados han sido algo inferiores a los de emulsión de agua en aceite, mientras que Politus es sólo una fase aceitosa.

Ya en otra cuestión, la cantidad de producto activo (agentes filmógenos y emulsionantes) varía entre el 3,4% de Pronto y el 6,4% de Pot Ent, excepción hecha de Politus que presenta un 16% de sustancia activa. En cuanto a los agentes hidrófobos, Pronto, O´Cedar y Fixpolvo presentan una composición con mayoría de derivados siliconados y minoría de ceras de tipo éster, lo que se corresponde con lo más habitual en estos productos. Por el contrario, Clen y Pot Ent tienen una proporción mayoritaria de ceras, y Politus de aceite. Además, estas dos últimas muestras son las que mayor cantidad de agua contienen, mientras que Pronto, O´Cedar y Fixpolvo son más ricos en otros disolventes.

Etiquetas, bien

Todas las muestras indican la función del producto, el nombre y la dirección del fabricante, el contenido neto del envase, el modo de empleo, el número de lote y las precauciones y consejos de seguridad obligatorios, muy importantes en el caso de los aerosoles. En Fixpolvo (arerosol), el texto escrito en negro sobre fondo marrón resulta poco legible, y entraña dificultad la lectura del modo de empleo y de las precauciones.

Como se indica en el etiquetado, el contenido neto de los envases oscila entre 300 y 400 mililitros. La determinación del contenido en volumen resulta difícil técnicamente, ya que pueden producirse pérdidas por evaporación de los disolventes. Por ello, se realizó la determinación del peso: 230 gramos en Pot Ent, 281 gramos en Politus, 282 gramos en Pronto, 346 gramos en O´Cedar, 359 gramos en Clen y 430 gramos en Fixpolvo. Este peso incluye el del propelente.

En cuanto al precio, la mayoría de las muestras presentan un precio que oscila entre las 940 pesetas el litro de O´Cedar y las 1.320 pesetas el litro de Clen. Sólo Pot Ent, el más barato, se sale de este intervalo, al costar 450 pesetas el litro.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto