Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal:


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Sociedad y consumo

Λ

Los datos, informaciones, interpretaciones y calificaciones que aparecen en esta información corresponden exclusivamente al momento en que se realizaron y tienen, por tanto, una vigencia limitada.

Discotecas y salas de fiestas: analizados 50 locales: Sobra volumen en la música y falta seguridad

Discotecas, bares, discopubs y salas de fiestas se convierten cada fin de semana en refugio de miles de jóvenes que buscan compartir unas horas de entretenimiento con amigos, tomar unas copas o bailar al ritmo de la música de moda.

  Estos locales musicales, al igual que la televisión, los viajes programados o la comida rápida, son un signo de nuestra época y un reflejo de las tendencias que nos definen como consumidores de tiempo de ocio.

La revista CONSUMER ha inspeccionado, durante noches de viernes y sábado de noviembre y diciembre del pasado año, una treintena de las más conocidas y concurridas discotecas y disco pubs de Barcelona, Valencia, Castellón, Alicante, Murcia, Bilbao, San Sebastián, Vitoria, Pamplona, Logroño, Santander y Burgos. Además de abordar las molestias que generan estos locales en quienes residen en sus inmediaciones y los problemas de seguridad de que podrían adolecer, el estudio ha determinado el volumen de la música que sonaba en ellas. Esto último, porque la música puede convertirse en contaminación acústica y repercutir de manera negativa en la salud de quienes, quizá inconscientes del riesgo, la escuchan.

Una exposición prolongada a elevados niveles de ruido puede provocar lesiones degenerativas en el órgano auditivo e incluso la pérdida de la audición, además de propiciar irritabilidad, neurosis depresivas y stress.

La primera conclusión del informe es que en casi el 90% de los establecimientos visitados la música estaba demasiado alta, ya que la intensidad sonora media en el local (media aritmética del volumen en la barra, en la pista de baile y en los reservados o zonas más tranquilas) rebasaba los 90 dB (A), límite en el que la OMS fija el umbral de peligro. La institución sanitaria mundial advierte que rebasados los 90 dB (A), los riesgos para la salud son relevantes, aunque dependan del tiempo de exposición y de la persona que se somete a este impacto sonoro.

Del estudio de CONSUMER ha surgido otra constatación no menos preocupante: el 75% de las discotecas analizadas adolecen de carencias en materia de seguridad (puertas de salida y emergencia que se abren hacia dentro o sin alumbrado de señalización, escasez o ausencia de extintores a la vista o al alcance del cliente, dificultades para una evacuación ...) que podrían acrecentar el peligro ante una situación de emergencia.

Se abusa del volumen en la música.

Volviendo al riesgo que para la salud entraña someterse durante varias horas a un excesivo volumen sonoro, en el 34% de los locales se anotaron valores medios superiores a 96 dB (A), calificables como directamente peligrosos, lo que configura una realidad que obliga a una reflexión de las autoridades sanitarias y de los propios usuarios de estos lugares.

La situación difiere mucho según se trate de una u otra ciudad. De entre las analizadas, las discotecas que más abusan del volumen de su música (calificadas como "muy mal" por superar de media los 96 dB) eran las cuatro de Logroño, tres de las cuatro de San Sebastián, tres de las cinco de Bilbao, dos de las cuatro de Murcia, dos de las cinco de Barcelona, y una de las cuatro de Castellón, Vitoria y Santander. Las discotecas más respetuosas con los oídos de sus usuarios fueron las de Burgos, Vitoria y Pamplona.

No hay una normativa nacional que regule la contaminación ambiental por ruidos en el interior de discotecas o similares; sólo existe el Real Decreto 1316/1989 de 27 de octubre, sobre protección de los trabajadores frente a los riesgos de la exposición al ruido durante la actividad laboral, que establece los 90 dB (A) como máximo recomendable. Algunas directivas europeas regulan los ruidos, pero ninguna fija el máximo de decibelios al que las discotecas pueden elevar el volumen. Las ordenanzas municipales establecen los niveles sonoros admisibles en el exterior de estos locales, con el fin de evitar molestias a los vecinos; pero tampoco limitan el volumen que sufren-disfrutan los usuarios de las discotecas. Sólo 6 de las 50 discotecas (dos en Vitoria y Pamplona, una en Santander y otra en Burgos) no superaron los 90 dB(A) de media en el interior del local.

CONSUMER también ha testado la opinión de 242 personas que viven junto a discotecas y similares en Vitoria, Bilbao, San Sebastián, Pamplona, Logroño, Burgos y Santander, Barcelona, Valencia, Alicante, Murcia y Castellón. La encuesta confirma que la vida de los vecinos se ve profundamente alterada, especialmente los fines de semana. El 85% de los encuestados dice sufrir molestias motivadas por la discoteca. Las quejas más comunes se refieren al volumen de la música, la suciedad en las calles, los gritos de la gente y los frenazos y aceleraciones bruscas de los coches de los clientes. La mitad de los vecinos asegura que desde su hogar se oye la música de la discoteca. Y, lo que es peor, uno de cada tres afirma que el ruido le impide conciliar el sueño nocturno. O, yendo aún más lejos, uno de cada diez asegura que alguien de su familia ha padecido insomnio por culpa de la discoteca. Uno de cada cuatro ha realizado alguna reclamación o denuncia por este motivo, ya sea ante la policía, el ayuntamiento o en ambas instancias (el 12%).

Pero esta iniciativa no es muy efectiva: nueve de cada diez personas que han reclamado no han quedado satisfechas con la respuesta recibida a sus quejas.

Paginación


Otros servicios


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto